Thad McFadden, entre Bojan Dubljevic y Jasiel Rivero, del Valencia Basket. / EFE

Copa del Rey / Cuartos

McFadden comanda la sorpresa del Murcia

El UCAM sometió al Valencia en la primera parte, pero sufrió y se agarró al escolta estadounidense ante la reacción 'taronja' tras el descanso

José Manuel Andrés
JOSÉ MANUEL ANDRÉS Granada

La historia del partido entre el Valencia y el Murcia se escribió en dos actos y un giro de guion inesperado al final. Todo comenzó con una exhibición murciana que amenazaba con la sorpresa, continuó con el despertar 'taronja' tras el descanso y concluyó con una resolución inesperada en favor del UCAM cuando nada apuntaba a ello. Buena culpa la tuvo Thad McFadden, que después de la lesión de Isaiah Taylor comandó a los hombres de Sito Alonso, recuperado de la covid justo a tiempo de llegar a Granada y dirigir a los suyos desde el banquillo.

Salieron muy fallones ambos equipos, hasta que McFadden, que ya dejaba caer sus traviesas intenciones, sacó el fusil con dos triples consecutivos que crearon las primeras distancias. La pugna se mantenía en un escenario aún bajo control del Valencia pero Taylor, la sensación del UCAM esta temporada, y James Webb metieron la quinta velocidad desde la larga distancia para el contundente 14-28 al final del primer cuarto.

Quince puntos desde más allá del 6,75 por los cero del Valencia, en una dinámica que prorrogó Radovic con seis puntos seguidos para el +17 murciano (19-36). No hallaba Peñarroya la fórmula para frenar el bombardeo del rival, además de más acertado también mucho más intenso en defensa, metiéndole piernas al asunto. Al descanso, una decena de triples murcianos para 52 puntos y los bajitos pero jugones Taylor y McFadden bailando al rival.

83 Valencia

Hermannsson (10), Prepelic (19), Puerto (-), Pradilla (2) y Dubljevic (8) –quinteto inicial–; Van Rossom (-), Dimitrijevic (13), López-Arostegui (7), Claver (2), Rivero (20), Labeyrie (-) y Tobey (2).

86 UCAM Murcia

Isaiah Taylor (16), McFadden (20), Webb (13), Rojas (2) y Lima (9) –quinteto inicial–; Bellas (7), Jordan Davis (4), Czerapowicz (3), Vasileiadis (-), Radovic (10), Malmanis (-) y Cate (2).

  • Árbitros: García González, Jiménez y Cortés.

  • Parciales: 14-28, 19-24, 31-9 y 19-25.

  • Incidencias: Tercer partido de cuartos de final de la Copa del Rey disputado en el Palacio de Deportes de Granada.

Algo debió pasar en el vestuario 'taronja' en el descanso, Peñarroya hizo magia porque lo cierto es que el Valencia fue otro tras la pausa. Parcial de 21-0 de inicio y la ventaja de Murcia que parecía una fortuna convertida en polvo. Partido nuevo y otro inconveniente para el Murcia: la cuarta falta de Lima, su referencia interior. La cosa era grave teniendo en cuenta la exhibición en la pintura de Jasiel Rivero, ya en la veintena de puntos con 15 minutos por delante. Por si fuera poco, Taylor reclamaba la ayuda del fisio ante los problemas físicos.

Con el partido en un intercambio de golpes la resolución era pura incertidumbre. Tomás Bellas tiró de veteranía en los minutos más calientes y Taylor contribuyó a la causa con su última canasta antes de lesionarse definitivamente. El intercambio de triples entre Prepelic y Webb mantenía la ventaja de UCAM y en esas decidió McFadden, con un rebote y dos tiros libres decisivos. Fallaron sus intentos de triple dos veteranos curtidos en mil batallas, Dubljevic y Van Rossom, y con ello se extinguió la llama del Valencia en esta Copa.