Momento del descubrimiento. / CARRASCO

'Pescador con marlín' ya luce al completo en el acceso al muelle deportivo

El descubrimiento de la esculura dedicada a Gregorio Fuentes Betancort tuvo lugar en la mañana de este jueves

JOSÉ R. SÁNCHEZ Arrecife

La rotonda que da acceso al muelle deportivo de la capital luce desde este jueves de todas, todas, la escultura 'Pescador con marlín', tras más de un mes de adecuación de la obra en el espacio, tras varios meses previos de confección. La creación, confeccionada por Jorge Isaac Medina, está inspirada en Gregorio Fuentes Betancort, el vecino arrecifeño que en Cuba sirvió de principal inspiración a Ernest Hemingway para el clásico 'El viejo y el mar', obra cumbre del Nobel de Literatura de 1953.

El descubrimiento contó con la presencia del autor y de la alcaldesa de Arrecife, Ástrid Pérez, junto a diversos agentes sociales. Resaltó la regidora que «la ciudad de Arrecife, sus vecinos y visitantes, pueden disfrutar del placer de contemplar lo que bien pudiera ser un instante congelado de nuestro pasado marinero, de esa antigua y entrañable relación con el mar y la mar».

Por su parte, el artista refrendó en su discurso las intenciones sobre la obra que expuso en el inicio de los trabajos, en julio pasado. Precisó sobre la escultura que «es la recreación de un auténtico duelo de titanes. El espectador queda inmerso en la escena y puede disfrutar de la obra desde diferentes puntos de vista y sentirse en medio del océano».

Además, Pérez hizo hincapié en la apuesta del gobierno local de embellecer la ciudad con creaciones artísticas. En este contexto, hace ocas semanas se colocó en plena avenida de Vargas la obra 'La mirada de César', dedicada a César Manrique, fruto de una iniciativa popular con respaldo de varias administraciones. Y sobre 'Pescador con marlín' consideró Pérez que «con esta apuesta cultural y paisajística, se quiere fundir en una obra de arte el tributo al mar, inmenso, cercano y distante a la par, ese que nos ha dado el sustento desde tiempos inmemoriales, y que convive con la ciudad y puerto».

Cabe recordar que Gregorio Fuentes Betancort nació en Arrecife en 1897, emigrando a Cuba de niño con su familia. Rondando el centenario tuvo ocasión de volver durante varias semanas a la isla, invitado por el Cabildo, siendo muy habitual dejarse retratar mientras fumaba un puro habano. Murió en 2002.