Gracioseros tomando agua en la mañana del martes de la cisterna desplazada a Caleta de Sebo. / CARRASCO

La Graciosa tendrá agua el miércoles

Los buzos contratados por Canal Gestión Lanzarote han reparado este martes las dos roturas halladas en la canalización submarina

JOSÉ R. SÁNCHEZ Arrecife

A primera hora del miércoles, salvo nuevas complicaciones, en cualquier grifo que se abra en La Graciosa deberá salir agua con normalidad. Será posible gracias a la eficaz labor de los buzos contratados por Canal Gestión Lanzarote para reparar las dos averías encontradas en la red submarina que lleva el líquido a Caleta de Sebo desde Lanzarote.

Estas roturas dejaron a la Octava Isla varios días bajo mínimos, hasta el punto de que el lunes hubo que desplazar una cisterna con 15 toneladas, a bien de que los gracioseros pudieran llenar algunas garrafas con las que al menos cubrir necesidades básicas.

Durante la mañana de este martes, el equipo de trabajo recorrió en dos ocasiones toda la tubería submarina, localizando dos roturas, primeramente; para de inmediato procederse al arreglo, dándose por solventadas las dos reparaciones ya entrada la tarde.

Daño reparado. / CARRASCO

Las fisuras, que Canal Gestión Lanzarote atribuye al mal estado en el que se encuentra la red, fueron la causa de que se perdiera al completo el caudal que diariamente se envía a La Graciosa desde Lanzarote, de unos 480 metros cúbicos por jornada.

Dada la demanda de estos días, con abundancia de residentes y turistas, se dio la circunstancia de que los depósitos se quedaran sin reservas en el pasado fin de semana, de modo que el suministro quedó inactivo desde el domingo.

Para la tarde de ayer se contemplaba por la entidad responsable del ciclo integral del agua contar con reservas en la Octava Isla, a bien de permitir que este miércoles exista abasto sin restricciones. Dependerá de la presión que permita llegar a las tuberías secundarias.

Solución de urgencia

Coincidiendo con las labores de arreglo, durante horas se procedió al reparto racionado de líquido, gracias a la cisterna que el lunes se envío a Caleta de Sebo, con apenas 15.000 litros. El agua se sirvió a través del pequeño depósito que hay en el muelle, con la singularidad de que se repartieron al final unos 10.000 litros.

A expensas de ver cómo evoluciona la situación, la empresa ha tomado la decisión de dejar la cisterna en La Graciosa, hasta al menos mitad de la próxima semana, «hasta asegurar que el servicio funcione con total normalidad».

Reacciones enfrentadas

La crisis sufrida por residentes y visitantes de la Octava Isla ha dejado patente, de nuevo, que no son precisamente buenas las relaciones entre Canal Gestión Lanzarote y el Consorcio Insular del Agua; ni entre los integrantes de la entidad compuesta por Cabildo y los siete ayuntamientos.

Por el Consorcio se emitió un comunicado advirtiendo con medidas en caso de no articular la empresa responsable del ciclo del agua medidas para permitir un cierto nivel de abasto; añadiéndose que el cambio de tubería submarina está a expensas de un proyecto «de una tramitación complicada».

El alcalde de Teguise, Oswaldo Betancort, por su lado, ayer insistió en reclamar la emergencia hídrica; replicando el socialista Marcos Bergaz, para quien el regidor parece «el portavoz» de Canal Gestión Lanzarote.

que a lo largo del día, y si el estado de la mar lo permite, puedan comenzarse los trabajos propiamente dichos.