Imagen de los jinetes en 2019. / J.L.Carrasco

Arrecife tiene interés en los caballos de deCaires pero frena su instalación

El Ayuntamiento ha optado por ralentizar la recuperación de las estatuas que el Cabildo retiró y aguarda a una coyuntura más propicia

Carlos Sixto De Inza Serrano
CARLOS SIXTO DE INZA SERRANO Arrecife

El Ayuntamiento de Arrecife mantiene vivo su interés en recuperar las estatuas de los caballos del escultor británico Jasson deCaires Taylor que el Cabildo retiró del Museo Internacional de Arte Contemporáneo del Castillo de San José (MIAC), pero espera a un momento más propicio que el actual, para su reposición en algún lugar emblemático de la ciudad en el que puedan ser expuestas.

Los responsables municipales de momento han aplazado este proyecto, si bien cabe aclarar que en los meses anteriores habían mantenido contactos para llegar a un acuerdo con el artista que permitiera reponer esta obra artística que, como se sabe, se encuentra en una nave almacén propiedad de los Centros de Arte, Cultura y Turismo, dependientes del Cabildo, después de que la primera institución insular optara por retirarlos del mencionado Museo del Castillo de San José, alegando que de alguna forma estas esculturas ubicadas en el litoral, frente a la fortaleza suponían una interferencia en la obra de César Manrique.

En los distintos contactos con el artista se mostró el interés de los actuales mandatarios municipales, encabezados por la alcaldesa, Ástrid Pérez, por recuperar esta obra y ubicarla en algún lugar de la capital, dado que Arrecife adolece de obras artísticas que adornen las vías y espacios públicos. Al parecer existe ya un acuerdo para ubicar el conjunto escultórico en la marina de la capital, en Naos, en una zona bien visible, donde las subidas y bajadas de las mareas permiten mantener la filosofía que inspiró al artista cuando las creó, representando el desarrollismo desmesurado del hombre actual, con el agua al cuello, a causa de su escasa sensibilidad con la naturaleza y con el medio ambiente.

Cesión por cinco años

Aunque todavía no existe acuerdo expreso entre el artista propietario de las esculturas de los jinetes, 'The Rising Tide' ('Marea Creciente'), el Ayuntamiento, y en especial la alcaldesa, nunca ha ocultado su interés por exhibir en la capital este conjunto de esculturas que el Cabildo retiró en el otoño de 2019. La propuesta del artista iría en el sentido de ceder las esculturas por un periodo de cinco años, con la opción de que el Consistorio pueda adquirirlas en propiedad; o de lo contrario, que sea la institución quien las meta en un contenedor y las deje en el puerto para su envío al lugar de destino que el artista acuerde para la presencia de las obras. Las figuras son una serie con otra copia más.

Al parecer, la Autoridad Portuaria de Las Palmas tampoco sería escollo para instalar las esculturas junto al muelle de Naos.