Presidente (con la camisa azul) y vicepresidente de Spar aprecian el calibre de las sandías de Coparlita en presencia de los directivos de la cooperativa. / Cober

La cooperativa de Tasarte y Spar se alían para dar salida a sus sandías y papayos

La covid-19 dejó casi sin clientes a Coparlita, que solo vendía al turismo. Pero Spar la incluyó en sus tiendas y le dio salida. Ahora estrechan lazos

Gaumet Florido
GAUMET FLORIDO La Aldea

No todo lo que toca la covid-19 es malo. O no tan malo. Al menos esa es la lectura positiva que saca Justo Santana, presidente de Coparlita, la cooperativa agrícola de Tasarte, en La Aldea, que recuerda que el cero turístico propiciado por la pandemia, que les dejó literalmente sin clientes, les obligó a buscarse la vida y a encontrarse en el camino con la cadena de supermercados Spar, con 190 establecimientos en los 21 municipios.

Esta relación ha dado sus frutos, nunca mejor dicho, y ahora ambas partes tratan de sellarla, formalizando redes de colaboración que les permitan darle mayor estabilidad. Coparlita quiere ver sus sandías y papayos, entre otros productos, en las tiendas de Spar, y esta cadena, a su vez, entiende que esta cooperativa y su filosofía de trabajo encajan en su conocida apuesta por los mejores productos frescos locales kilómetro 0.

Con este objetivo, el de estrechar lazos, se desplazó hasta Tasarte una amplia comitiva del Spar al más alto nivel, encabezada por su presidente, Ángel Medina, su vicepresidente, José López, y su directora general, Dunia Pérez. Por parte de Coparlita ejercieron de anfitriones, además de su presidente, Justo Santana, el vicepresidente, Ramón Díaz Ojeda, y su secretario, Imanol Ojeda Díaz. Primero visitaron las instalaciones de Coparlita y después se acercaron a una de las fincas de los 341.000 metros cuadrados que tienen en producción los siete socios de esta cooperativa de Tasarte.

Miembros de las dos directivas delante de la sede de Coparlita. / Cober

Santana explicó que, en esencia, lo que tratan es de ajustar la programación de la producción a las necesidades y exigencias de la cadena. En esa tesis coincidió con Ángel Medina, que alabó la «seriedad y la calidad» con la que trabaja Coparlita, y que explicó que el «único afán que tiene Spar es colaborar con ellos, trabajar juntos para proyectar futuro». En ese sentido, abundó en que lo que buscan las dos partes es «planificar cultivos para evitar que coincidan diferentes producciones, lo que iría en perjuicio del precio del producto y, por ejemplo, podría dificultar a la cooperativa que se cubrieran sus gastos».

«Tenemos que poner en valor el esfuerzo de todas estas familias que están pegadas a la tierra por el bien de nuestra sociedad», enfatizó Ángel Medina, que insistió en la importancia de que los consumidores valoren ese sacrificio y la calidad de esos productos.