La Oliva eleva a consulta popular el cambio de las calles franquistas

Los vecinos podrán elegir entre los nombres de siete mujeres del municipio en sustitución de las dos denominaciones relacionadas con la Dictadura en Corralejo: Acorazado España y Crucero Baleares. En Antigua aún perviven calles franquistas y en la isla dos cruces de los caídos

Entre los nombres de Dolores Soto Ocampo, Agustina Padilla Martínez, María González Carballo, Tiendita de Seña Cruz, Fonda de Candelaria, Antonia Morera Rodríguez y Maestras Republicanas, los vecinos del municipio de La Oliva pueden elegir para sustituir las denominaciones de las dos calles franquistas que aún perviven en Corralejo: Acorazado España y Crucero Baleares. Desde hoy y hasta el 30 de noviembre, está abierto el plazo para participar en esta consulta ciudadana todos los ciudadanos mayores de 16 años inscritos en el padrón.

De manera anónima, los participantes podrán votar dos nuevas nominaciones para las mencionadas calles entre los siete nombres de mujeres del municipio. Para ello, deberán dirigirse a una de las dos oficinas municipales de registro: el registro general del Ayuntamiento de La Oliva (sito en la calle Emilio Castellot número 2) o la Tenencia de Alcaldía de Corralejo (en la calle María Santana Figueroa), de lunes a viernes, en horario de 8.00 a 14.00 horas.

El Ayuntamiento de La Oliva explica que toda la documentación e información necesaria para participar en esta consulta ciudadana se encuentra disponible en la web municipal, en el apartado de Participación y Transparencia, y a través del enlace https://www.laoliva.es/detalle_tramite.php?id=209. La edil de Participación Ciudadana, Omaira Saavedra, invita a los vecinos a tomar parte en este procedimiento, valorando que «son varios los motivos para alegrarse: vamos a dejar atrás dos nombres que recuerdan a una época de represión, serán reemplazados por mujeres importantes para este municipio y para Fuerteventura, y seguiremos avanzando hacia una administración cada vez más cercana, transparente y participativa, que apuesta por contar con la ciudadanía en las decisiones que se toman».

Cruces de los caídos. Renovado el callejero de Corralejo con estos nombres de mujeres, en el resto de Fuerteventura sólo quedan vestigios del franquismo en el municipio de Antigua. En concreto, la calle principal de Valles de Ortega conserva aún la denominación de general Moscardó y; en Antigua casco, una de las principales vías transversales se llama José Antonio, aunque existe una controversia ciudadana sobre si se bautizó así por un vecino empresario o por el falangista fusilado durante los primeros meses de la Guerra Civil Española.

Fuera del callejero, pervive la huella de la dictadura en las dos cruces de los caídos por el Bando Nacional durante la contienda española: la de Antigua y la de Puerto del Rosario, ambas erigidas en las plazas de las iglesias. En septiembre de este año cayó el tercer monumento de este tipo: la cruz de los caídos de Pájara y lo hizo por las obras de remodelación de la plaza y los jardines que rodean a la iglesia que impulsa el Ayuntamiento del sur. Su demolición no estuvo exenta de polémica vecinal, aunque finalmente cayó bajo la piqueta.