Borrar
El comisario europeo de Medio Ambiente, Virginijus Sinkevicius. EFE
La UE acuerda una posición común sobre la Ley de Restauración de la Naturaleza

La UE acuerda una posición común sobre la Ley de Restauración de la Naturaleza

El texto fija unas obligaciones mínimas para que los países europeos preserven hábitats terrestres y marinos que se encuentren en peligro

Martes, 20 de junio 2023, 13:22

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Los países europeos han logrado este martes un acuerdo sobre la orientación general de la Ley de Restauración de la Naturaleza. La norma, pieza clave del Pacto Verde europeo, quiere recuperar el 20% de los ecosistemas terrestres y marinos para 2030; y de todos aquellos que necesiten restauración en 2050, fijando objetivos mínimos obligatorios para los Estados miembros. Este acuerdo servirá para comenzar los trílogos con el Parlamento Europeo y Bruselas confía en que esté listo para final de año.

«¡Buenas noticias! El Consejo de la UE ha acordado una orientación general en la ley de Restauración de la Naturaleza, mostrando responsabilidad para actuar urgentemente en la crisis de biodiversidad», celebró en sus redes sociales el comisario europeo de Medio Ambiente, Virginijus Sinkevicius. Esta ley ha estado en el centro de la polémica por la oposición a ella del Partido Popular Europeo (PPE) en las comisiones parlamentarias de Agricultura y Pesca, primero, y en la Eurocámara, después.

El texto pactado entre los Veintisiete es «equilibrado» a la vez que «ambicioso», según ha destacado la presidencia sueca del Consejo de la UE. Así, los Estados miembros deberán garantizar la restauración de, al menos, el 30% de los hábitats terrestres y marinos que se encuentran en malas condiciones, y recuperar el 90% para 2050. Los países europeos también deberán garantizar que estas áreas «no se deterioran» y tendrán que poner en marcha las medidas necesarias para asegurar que eso no ocurra.

La vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha subrayado que «los gobiernos no pueden vivir de espaldas a la naturaleza», al tiempo que ha mostrado su sorpresa por el rechazo a esta ley de los Populares europeos. «No basta con conservar las bases físicas de nuestros ecosistemas, sino que hace falta una acción proactiva», ha señalado. Además, ha asegurado que esta ley para preservar la biodiversidad es también «fundamental» para la agricultura y el buen estado del agua.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios