Los jueces y fiscales van en serio

27/04/2018

Un total de 1.907 jueces y 921 fiscales interrumpieron su jornada laboral durante una hora para concentrarse a las puertas de los órganos judiciales en demanda de una mayor independencia de la Justicia y de mejores condiciones de trabajo para el sector. El seguimiento de paro en Canarias fue mayoritario, según los convocantes.

Fuentes de las las cuatro asociaciones de jueces –Asociación Profesional de la Magistratura, Asociación Judicial Francisco de Vitoria, Juezas y Jueces por la Democracia y Foro Judicial Independiente– y las tres de fiscales –Asociación de Fiscales, Unión Progresista de Fiscales y Asociación Profesional e Independiente de Fiscales–, informaron ayer del «fantástico seguimiento» que obtuvo esta convocatoria, a la espera de que el comité de huelga termine de recopilar los datos definitivos que, recalcan, no creen que cambie mucho la situación.

Tras protagonizar otra concentración el pasado 5 de abril, los jueces y fiscales retomaron ayer su calendario de movilizaciones con la vista puesta en una huelga general el próximo 22 de mayo si el Ministerio de Justicia y su titular, Rafael Catalá, no atiende sus reclamaciones, según adelantó ayer en la puerta de la Ciudad de la Justicia el magistrado Ramón Toubes, titular del Juzgado de lo Social número siete de la capital grancanaria y presidente en Canarias de la Asociación Profesional de la Magistratura.

Unas demandas que pasan por mejorar su régimen retributivo tras la pérdida del poder adquisitivo que sufrieron con la crisis y la mejora de sus condiciones laborales con la modernización de la Administración de Justicia, así como emprender las medidas necesarias para incrementar la independencia de la Justicia. También se solicita al Gobierno por parte del Ministerio Fiscal una autonomía presupuestaria, un nuevo Estatuto del Ministerio Fiscal y la derogación del artículo 324 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que establece un sistema de plazos para la instrucción, controlado por los fiscales, que consideran inoperante. Por el momento y con los datos provisionales encima de la mesa, las fuentes consultadas califican el seguimiento de «masivo» y valoran positivamente la convocatoria teniendo en cuenta de que se trata de un «cuerpo nada acostumbrado a la huelga» a nivel nacional.

Los paros, desarrollados a las 11.00 en los diferentes Partidos Judiciales de las Islas Canarias, fueron secundados por la gran mayoría del cuerpo de jueces y fiscales del archipiélago, que se concentraron en las puertas de las sedes judiciales por espacio de media hora en la mayoría de ellos.

Tras el llevado a cabo ayer, el colectivo de jueces y fiscales a nivel nacional tienen previstos nuevos paros los días 3, 10 y 17 de mayo de 2018 y una huelga cinco días más tarde, el 22 de mayo, en la que podrían tomar parte los 5.500 jueces y los 2.407 fiscales de toda España.