Carmen Carbone, enfermera que puso hace un año la primera vacuna contra la covid-19 en España. / Servicio de Salud de Castilla-La Mancha

«Hay que vacunarse y cumplir las normas sanitarias»

Carmen Carbone, la enfermera que hace un año inoculó la primera vacuna contra la covid, reconoce que aquel día no era consciente de la trascendencia de su acto

J. V. M.

Carmen Carbone es enfermera del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam). Ella fue la primera profesional sanitaria que hace un año puso la primera vacuna contra la covid-19 en España. Aquel día, Carmen Carbone acudió a la residencia Los Olmos, de Guadalajara, para inocular la vacuna a Araceli Hidalgo, una granadina que está a punto de cumplir 98 años.

Carmen Carbone recuerda aquel día «con muchísima ilusión y alegría porque todo el centro concentraba la emoción de los trabajadores y los residentes». Un año después de aquella primera inoculación de la vacuna, esta enfermera reconoce que «no fui consciente entonces de la trascendencia que iba a tener la vacunación en España y de la emoción e ilusión que yo estaba transmitiendo a todos los hogares y a toda la población».

«Sí fui consciente como profesional sanitario de la vacuna que estaba administrando y de la importancia que tenía para luchar contra el virus porque por fin teníamos un arma para combatir un virus que ya llevaba un año entre nosotros», apunta. «Lo más emocionado aquel día fue ver el vial, tan chiquitito, que llegó escoltado y tenerlo entre mis manos porque simbolizaba la esperanza», recuerda.

Un año después, el 92% de la población española está vacunada con la pauta completa y ya se está administrando la tercera dosis. En opinión de esta enfermera que ha pasado a la historia de la sanidad española, España «ha sido un país ejemplar en la vacunación porque la población ha colaborado y ha sido solidaria».

«También debemos estar agradecidos a los profesionales sanitarios porque han trabajado todos los días, sin horas, y aún siguen haciéndolo, demostrando una gran profesionalidad ya que es muy complicado organizar una campaña de vacunación», explica Carmen Carbone. Esta sanitaria recuerda a quienes todavía no se han innoculado una dosis que «no ha pasado nada con la vacuna. Estamos vacunando a embarazadas y a niños y las vacunas son seguras. Además, más vale prevenir que curar».

Carbone, que el pasado viernes volvió a ver a Araceli Hidalgo -«está muy bien y muy contenta»- tiene claro que «debemos a aprender a convivir con el coronavirus «porque ha venido para quedarse», al igual que el virus de la gripe de todos los años:.«Ahora sabemos cómo se transmite y qué medidas debemos tomar. Simplemente hay que saber que la vía de transmisión del virus es respiratoria y adoptar las medidas de prevención. La vacuna es una medida de prevención pero tiene que ir acompañada con el resto», añade.