Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este jueves 25 de abril
Imagen de archivo de un recién nacido tomando un biberón en el hospital general de Lanzarote. J.L. Carrasco
La tosferina sigue al alza en Canarias y Sanidad insta a las embarazadas a vacunarse

La tosferina sigue al alza en Canarias y Sanidad insta a las embarazadas a vacunarse

En lo que va de año, las islas acumulan 56 positivos, casi los mismos que en todo el 2019. De momento, no se ha dado ningún cuadro grave

Carmen Delia Aranda

Las Palmas de Gran Canaria

Viernes, 22 de marzo 2024, 18:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Más vale prevenir que tener que lamentar males mayores, por eso la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Canarias ha divulgado una nota informativa entre los trabajadores de atención primaria del Servicio Canario de Salud para ponerles al tanto del aumento de casos de tosferina en el archipiélago, especialmente entre los más jóvenes, y la importancia de vacunar a las mujeres embarazadas para que los bebés nazcan protegidos contra la infección por la bacteria Bordetella pertussis, causante de la enfermedad.

«El objetivo es que no bajen la guardia en un momento como este en el que están aumentado los casos de tosferina», comentó ayer el jefe de servicio de Epidemiología y Prevención del Gobierno de Canarias, Amós García Rojas.

Y es que, según el epidemiólogo, desde principios de año y hasta la semana pasada se han registrado 56 casos confirmados de tosferina en las islas, una cantidad muy superior a la registrada en los tres últimos años en los que, gracias a las medidas de protección establecidas para controlar la pandemia de coronavirus, se contabilizaron menos de 30 contagios durante todo el año. «No son años comparables con este porque los microorganismos estaban contenidos» por la expansión de la covid y por las medidas para evitar la circulación del virus, detalló el experto.

Las infecciones acumuladas en los tres primeros meses de 2024 se aproximan a las registradas durante todo el 2019 –el año previo a la pandemia– cuando se contabilizaron en las islas un total de 75 casos, según consta en el informe de enfermedades de declaración obligatoria (EDO) de 2019 de la Red Canaria de Vigilancia Epidemiológica.

En todo caso, los casos de tosferina que se están registrando en Canarias están afectando principalmente a adultos y jóvenes y la enfermedad, hasta ahora, ha cursado de forma leve.

«El peligro fundamental se da en los niños pequeñitos de menos de un año, especialmente, en los de menos de seis meses. Por ello, hay que lograr que cuando nazca esté protegido y eso se consigue vacunando a la mujer embarazada», aclaró García, que recuerda que, a los dos meses de edad, esta protección se renueva al administrarle al bebé una primera dosis de la vacuna contra la tosferina.

En este sentido, el epidemiólogo se muestra tranquilo ya que casi la totalidad de la población infantil del archipiélago está protegida. «Las coberturas vacunales que tenemos son buenas», subrayó el médico que precisó que, en el año 2023, el 96% de los bebés nacidos en Canarias recibieron las vacunas previstas para su primer año de vida.

Profilaxis activa

Además, el personal de la Dirección General de Salud Pública está estudiando los casos diagnosticados para comprobar que en el entorno próximo de los infectados no hay bebés vulnerables y, si los hay, que estén debidamente protegidos.

«Cuando se encuentra a un bebé vulnerable entre los contactos de un positivo, se le administra quimioprofilaxis; una pauta de un tratamiento antibiótico para protegerlo de las formas graves de la enfermedad porque la respuesta protectora de las vacunas no es inmediata, tarda en hacer efecto entre dos o tres semanas», puntualizó García.

Una enfermdad inevitable

«La tosferina la hemos tenido antes, la tenemos ahora y seguiremos teniéndola porque las vacunas generan una protección de cinco años y no son esterilizantes. No evitan ni la infección y ni los contagios. Con esas características es imposible pensar que no tengamos casos», indicó Amós García que destacó que en jóvenes y en adultos la patología cursa con cuadros leves.

De hecho, ninguna de las personas infectadas este año en Canarias por la bacteria Bordetella pertussis ha precisado hospitalización. La tosferina, dijo, es muy contagiosa y hay que evitar que alcance a los vulnerables: los bebés.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios