Darias firma con representantes de AstraZeneca el contrato del Evusheld.

Sanidad autoriza un fármaco para las personas que no pueden vacunarse

Evusheld, de AstraZeneca, se administrará a quienes no responden a las vacunas contra la covid o las tienen contraindicadas

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTO Madrid

España comenzará a usar el medicamento que funciona como una vacuna. La Comisión de Salud Pública ha aprobado este martes el uso de Evusheld, un compuesto que previene la covid-19. El fármaco, según explica este organismo, en el que participan los técnicos del Ministerio de Salud y de las autonomías, se utilizará en personas mayores de 18 años o más con inmunodepresión grave y en general, vulnerables, que no respondan a la vacunación o que la tienen contraindicada.

El Evusheld, producido por la farmacéutica AstraZeneca, es una combinación de dos anticuerpos monoclonales (tixagevimab y cilgavimab) y está indicado para la inmunización pasiva de pacientes que tienen más alto riesgo de contraer la covid y de evolucionar a formas graves de la enfermedad.

El Ministerio de Sanidad asegura que Evusheld es, actualmente, el único medicamento «que persigue una indicación de profilaxis pre exposición, que es la necesidad médica no cubierta que se presenta, precisamente, entre pacientes inmunocomprometidos». Entre estos, personas con inmunodeficiencias, trasplantadas de órganos sólidos o personas tratadas por neoplasias hematológicas con medicamentos que inhiben su capacidad de generar inmunidad frente al antígeno inyectado con las vacunas. Es decir, las personas que no pueden crear anticuerpos con las vacunas o que son alérgicos a ellas tienen con este fármaco otra posibilida de defenderse frente a la covid. El Ministerio de Sanidad y AstraZeneca firmaron la pasada semana un acuerdo para el suministro y distribución de este medicamento.