Imagen de archivo del Servicio de Microbiología del Hospital de Gran Canaria Doctor Negrín. / COBER

Salud Pública sobre la viruela del mono: «No es el sitio sino las prácticas de riesgo»

El caso confirmado y los cuatro probables en Canarias son varones de menos de 40 años y salvo uno, todos fueron al Maspalomas Pride

Luisa del Rosario
LUISA DEL ROSARIO Las Palmas de Gran Canaria

El director de Salud Pública rechazó ayer unir la infección a determinados lugares, como hizo Madrid con una sauna de hombres que clausuró, o con un evento. «De forma general cualquier evento multitudinario facilita cualquier enfermedad infecto contagiosa. El Maspalomas Pride ha tenido su papel. No sabemos la magnitud, pero ha jugado a favor eso seguro. Aún no tenemos tanta casuística como tiene Madrid, que sí ha sospechado de ese evento porque varios de sus casos habían participado en el mismo. Aún así, todavía es pronto ara decir qué protagonismo ha tenido el Gay Pride en la difusión de este brote», afirmó.

Eso sí, continuó, «el perfil de las personas que están en el brote ya lo conocemos y es un perfil muy bien definido, lo cual va a ayudar a frenar la cadena de transmisión porque podemos identificarlos mejor y más precozmente. Si tuviera una distribución diferente sería otra cosa, pero esto juega a nuestro favor aunque entre los contactos estrechos no solo hay canarios, hay británicos, portugueses peninsulares… es bastante complejo», admitió.

Casios hasta principios de junio

En cuanto a una posible estimación de casos José Juan Alemán dijo que Salud Pública cuenta con que «van a seguir apareciendo casos si tenemos presente el Gay Pride y atendiendo al periodo máximo de incubación pueden seguir apareciendo casos hasta principios del próximo mes» y abundó en que «no hay que discriminar a estas personas y tampoco a las localidades ni a los establecimientos. No podemos demonizar las saunas ni Maspalomas, el problema son los contactos de riesgo que igual se pueden tener en un parque o un bosque. Hay escenarios que facilitan más que otros que se produzcan, pero el factor determinante es la conducta».

Canarias confirmó ayer el primer caso de viruela del mono en el islas. Se trata del joven al que se le detectó la posible infección la semana pasada y que ayer dio positivo en la prueba que se envió al Centro Nacional de Microbiología en Madrid.

Además, Sanidad sigue esperando por el resultado de las pruebas realizadas a otro joven que vive en Tenerife y cuyo caso está bajo supervisión de La Candelaria, pero que presentó los síntomas en Gran Canaria.

A estos casos se unieron ayer otro tres como «probables», es decir, cumplen con los criterios clínicos de la infección de la viruela del mono, esto es, presentan erupciones, fiebre, dolor de cabeza, dolor en la musculatura e inflamación de los ganglios, entre otros. Pero, además, cumplen con los criterios epidemiológicos, que son que haya estado en contacto estrecho en los últimos 21 días con un caso confirmado o que haya mantenido relaciones sexuales de riesgo o viajado a zonas endémicas. Por eso Salud Pública, dijo ayer su director, José Juan Alemán, espera que Madrid los confirme.

Ayer también Sanidad notificó dos casos sospechosos, que si bien cumplían los criterios clínicos de la enfermedad no reunían los criterios epidemiológicos. Uno de ellos se descartó a las pocas horas, pero el segundo hasta ayer por la tarde seguía en observación.

Todos los casos, tanto el confirmado en Gran Canaria como de los que se cree que hay una probable infección son varones de menos de 40 años. Y cuatro de los cinco estuvieron en el Maspalomas Pride que se celebró entre el 5 y el 15 de mayo en el sur de la isla.