c7

Canarias recibe 273.600 dosis de vacunas adaptadas a nuevas variantes ómicron

La segunda dosis de refuerzo se administrará, en primer lugar, a la población de más de 80 años y residentes en centros de mayores

EFE Santa Cruz de Tenerife

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias ha recibido el primer lote de 273.600 dosis de las nuevas vacunas contra la covid-19, adaptadas a las nuevas variantes de ómicron, para iniciar el próximo lunes la administración de la segunda dosis de refuerzo.

De esa cantidad total, 230.400 dosis son de Pfizer y 43.200 de Moderna, que comenzarán a inocularse el próximo lunes, cuando comenzará la campaña en todas las comunidades autónomas en virtud del acuerdo alcanzado en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

La administración de la segunda dosis de refuerzo comenzará, siguiendo la estrategia nacional de vacunación contra la covid-19, por la población más vulnerable, que incluye las personas mayores de 80 años y los residentes en centros de mayores, que en total conforman una población de más de 100.000 personas.

Progresivamente, se irá incluyendo a otros grupos de edad conforme se vaya definiendo en la ponencia de vacunas del sistema nacional de salud.

El inicio de la campaña se realizará mediante citación por parte de los centros de salud, por lo que los usuarios no han de realizar ningún trámite de solicitud de cita previa, mientras que los equipos de enfermería se desplazarán a las residencias de mayores para vacunar a las personas que en ellas residen, tal como ha venido sucediendo hasta ahora con las anteriores dosis inoculadas.

La Consejería de Sanidad recalca en un comunicado que los expertos indican que las nuevas vacunas multivalentes, utilizadas como dosis de recuerdo, pueden potenciar y ampliar la respuesta inmune y, por consiguiente, la protección frente a todas las manifestaciones clínicas.

Asimismo, recuerdan que es necesario alcanzar altas coberturas de vacunación en los grupos más vulnerables, independientemente de su historial de infección, ya que las dosis de recuerdo están asociadas con una mayor protección contra la variante ómicron y algunas de sus subvariantes.