La Ciudad de la Justicia está flanqueada por tres cafeterías que reciben a cientos de personas

Para tomar un buen café antes del juicio

28/05/2018

La Ciudad de la Justicia está flanqueada por tres cafeterías que reciben a diario a las cientos de personas que acuden a sus instalaciones. En ellas coinciden jueces, fiscales, abogados, policías, acusados, testigos y víctimas, sin inconvenientes

No hay mejor manera de afrontar un juicio o una larga jornada de trabajo que tomando un buen café. Y si al mismo se le une una tostada, bocadillo, dulce o un pincho de tortilla, pues mejor que mejor.

Estas, entre otras tantas exquisiteces, ofrecen las tres cafeterías que flanquean la Ciudad de la Justicia en Las Palmas de Gran Canaria. La propia del edificio que fue inaugurada en noviembre de 2017 –tres años después de la apertura de las instalaciones–, el Canguro y la terraza La Palmense.

Se trata de tres locales totalmente diferentes, tres estilos, ambientes y cartas que se adaptan a todos los paladares, incluso a los que vienen con la toga a cuestas.

La cafetería Canguro es la más veterana. Lleva ya muchísimos años siendo uno de los referentes del Polígono de San Cristóbal y está situada cerca de la puerta del juzgado de guardia. María del Pino Padrón es su encargada y se muestra muy feliz de como está yendo el trabajo.

En el Canguro nunca se descansa y las horas de más trabajo son relativas. «Aquí siempre hay gente y no sabría decirte cuando viene más, porque depende de los días», cuenta María de Pino, que detalla que en su local «conviven policías, jueces, fiscales, abogados, acusados, testigos y vecinos y la convivencia siempre ha sido muy buena entre todos. Nunca ha habido problema alguno y eso es de valorar. Además, como siempre hay policías, nos sentimos muy protegidos», detalla. El porcentaje de clientela que le aporta la Ciudad de la Justicia «es compartido con el resto de gente que viene del barrio», aunque reconoce que «se nota bastante» cuando no hay actividad judicial.

Veterana

Es la que más tiempo permanece abierta –de 7.00 de la mañana a 23.00 de la noche– y por la mañana trabajan sin descanso Juan Diego, Ricardo, Lalo, Daniel, Caty y Carlos, además de María del Pino. «Cuando hay juicios gordos se nota y es curioso cuando luego vemos el periódico y sale la gente que había estado desayunando», reconoce la encargada del Canguro.

La segunda en antigüedad es la propia cafetería de la Ciudad de la Justicia. En ella trabaja un plantel bastante amplio, como cuenta Esther Estupiñán, una de sus camareras.

La Ciudad de la Justicia está flanqueada por tres cafeterías

Ella solo lleva ocho meses trabajando en un local donde la más veterana es Andrea, la cocinera: «Tenemos un gran equipo humano y hay mucha unión entre nosotros, que es lo más importante para soportar la presión que hay en esta cafetería a la que viene gente de todo tipo», afirmó Esther. Ella tiene claro que en su trabajo debe de «tener siempre la cabeza fría porque hay gente que viene de mal humor si ha perdido un juicio y el ambiente que se vive es diferente a otras cafeterías donde he estado. Se nota que la gente está estresada con sus cuestiones personales y en muchas ocasiones percibes que los nervios están a flor de piel».

Sus clientes favoritos son «los policías y guardias civiles, son maravillosos, al igual que la gente de seguridad y las funcionarias que vienen a primera hora y crean un buen ambiente», dice, a la vez que reconoce que «los magistrados y fiscales son más callados. Se toman el desayuno de tres euros y se van», cuenta.

Por último, Arabella Cerpa es la propietaria de la terraza La Palmense, abierta desde el pasado 21 de marzo. La idea le surgió cuando estaba en 2014 en el Registro Civil y quería tomarse un cortado: «No había nada abierto y tuve la idea de presentar una solicitud para montar una cafetería en el juzgado. No pude y pensé entonces en montar una terraza», como así hizo. «Abrimos y el mal tiempo nos está perjudicando porque la gente no quiere tomarse un café con viento, pero todos me dicen que desde que salga el sol, el negocio irá fenomenal», exclama en compañía de sus compañeros Vicente y Carmen.

  • 1

    ¿Deben retirarse los libros de Primaria que muestran a los camellos como transporte habitual de los canarios?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados