Sin libros gratuitos por culpa de la tecnología

16/10/2019

R.r. / Santa Cruz de Tenerife

La consejera de Educación, María José Guerra, pidió perdón por que los libros gratuitos aún no hayan llegado a los escolares canarios con menos recursos pero, a renglón seguido culpó al anterior equipo de la Consejería por haber puesto en marcha un aplicativo para grabar las solicitudes por parte de las familias sin haber probado qué capacidades digitales debían de tener estas para utilizarlo.

De las 86.000 solicitudes presentadas, en 9.000 no se pudieron cargar los datos, 2.490 se duplicaron y 39.734 se denegaron por cargar manualmente los datos de la renta, explicó Guerra, quien anunció que el problema se resolverá porque se optará «por un aplicativo más sencillo».

La consejera respondía así a la pregunta que le formuló en el pleno del Parlamento la diputada nacionalista Jara González, que reprochó a Guerra que desde el 16 de julio que tomó posesión hasta el 15 de octubre no haya tenido tiempo de resolver un problema que, además de dificultar la impartición de clases, crea un «estigma social en las aulas».

Guerra dijo confiar «plenamente» en la capacidad del profesorado para sacar adelante sus clases mientras llegan los libros.