Campamento de acogida de migrantes en Arinaga

06/06/2020

La Cruz Roja montará con el apoyo del Gobierno central a partir del próximo lunes un campamento de acogida para los inmigrantes que llegan en pateras en una parcela del polígono industrial de Arinaga (Gran Canaria), ha informado a Efe el presidente de la organización humanitaria en Canarias, Antonio Rico.

"Este es un proyecto de Cruz Roja para dar respuesta a la situación que se está produciendo (llegadas de pateras durante la crisis sanitaria) con un espacio adecuado para poder integrar a las personas con actividades de ocio y formación y, además, albergarlas", ha subrayado.

En su opinión, la migración "es un tema al que hay que darle una respuesta adecuada, digna y humana".

"Tenemos problemas de infraestructuras en Canarias, por lo que Cruz Roja, en coordinación con las administraciones, decidió montar un centro temporal de estancia para migrantes, donde se le pueda atender, respetando los periodos de cuarentena -14 días- y de aislamiento por la covid-19", ha añadido Rico.

Campamento de acogida de migrantes en Arinaga

El presidente de la ONG ha asegurado que los ingenieros y arquitectos que lideran el proyecto han garantizado que la infraestructura "tendrá solidez suficiente y permitirá al alojado vivir en condiciones adecuadas porque, de no ser así, no se haría".

El campamento, que lo construirá Cruz Roja con personal propio y externo, podrá alojar hasta un máximo de 900 inmigrantes y, para su atención, trabajaran entre 200 y 300 personas.

"La Autoridad Portuaria ha sido muy generosa al cedernos este espacio que, cuando lo han visto nuestros técnicos, han dicho que reúne las condiciones adecuadas para el montaje de un campamento", ha subrayado.

Rico ha desvelado que ya está en el puerto de Arinaga un primer cargamento para evitar demoras, en las dos próximas semanas llegará el resto y que entre este sábado y domingo se montará una tienda para que el personal de Cruz Roja pueda operar en el terreno.

"Este lunes llegarán los arquitectos para rediseñar el proyecto con la meta de que esté totalmente operativa en el plazo de un mes", ha destacado Rico, quien ha recordado que Cruz Roja tiene la experiencia por haber montado muchos campamentos "con más dificultades de las que nos encontraremos en Canarias".

Campamento de acogida de migrantes en Arinaga

Por su parte, el alcalde de Agüimes, Óscar Hernández, ha dicho a Efe que nadie ha solicitado al Ayuntamiento autorización porque "la decisión está tomada y es un espacio que la Autoridad Portuaria ha puesto al servicio de la Delegación del Gobierno y Cruz Roja".

"La ONG tendrá la colaboración humanitaria del Consistorio, de eso no hay la menor duda, pero he dicho y sostengo que el espacio elegido no reúne las condiciones mínimas para el desarrollo de esa labor", ha resaltado.

Se trata de "una parcela diáfana que está sujeta a las condiciones climáticas con sol durante todo el día, y un viento intenso en los próximos meses, que alojará a gente en tiendas de campaña junto a la depuradora comarcal".

"El espacio se diseñó para albergar industrias no para acoger a seres humanos", ha sentenciado, y añade que "el Estado tiene que asumir su responsabilidad y buscar soluciones dignas que humanicen a la atención a los migrantes.

A su juicio, "no se puede buscar de urgencia este tipo de soluciones y meter a personas allí como si se estuviera llevando una mercancía".

"Son seres humanos que se arriesgan para buscar esperanzas vitales y, por lo tanto, necesitan unas condiciones mínimas de seguridad, tanto sanitarias como de comodidad en la convivencia", ha insistido.

Campamento de acogida de migrantes en Arinaga

Óscar Hernández, que vive en Arinaga y conoce la zona, ha afirmado que la parcela de 250.000 metros cuadrados que ocupará la Cruz Roja "es la que tiene más insolación y viento del lugar".

"En el interior del polígono hay algo de abrigo por las naves industriales, pero la zona donde se ubicará el campamento es la más expuesta, con muchísima diferencia", ha recalcado.

"El Gobierno de España se ha lavado las manos en este asunto y tiene que buscar soluciones que no sean estos campamentos, sino centros de acogida con condiciones adecuadas para el alojo de personas", ha concluido Hernández.