Nieves González denunciará al SCS si no le dan cita de operación

01/06/2018
ETIQUETAS:

Nieves González, la mujer que lleva tres años literalmente recluida en su casa de Arrecife, un tercer piso sin ascensor, al no tener movilidad por los problemas que le genera una de sus prótesis de rodilla a consecuencia de una cadena de errores sanitarios, anunció ayer que si no recibe fecha de operación en el mes de junio «denunciaré al Hospital Molina Orosa ante un juzgado». La paciente pide «ser trasladada a Gran Canaria si es que no es posible operarme en Lanzarote por la lista de espera».

Nieves dice «lamentar» no haber tomado esta decisión «no ya por esta causa, sino por otras posibles negligencias», como otro episodio en su operación de cataratas, «cuando me administraron un líquido inícuo porque no leyeron mi historial de alergias», dice. Muchas personas han mostrado a esta paciente su apoyo, «pero quienes tienen el poder de dar una solución no se han puesto en contacto conmigo», dice, aludiendo a la ausencia de fecha para cambiar la prótesis de rodilla. La paciente lleva articulaciones ortopédicas hace años, pero hace tres y en pleno tratamiento de quimio y radioterapia sufrió una crisis asmática. Acudió a Urgencias de Valterra a recibir oxígeno, pero los sanitarios le indicaron que acudiera al Hospital porque la mascarilla debía ponerse en condiciones de asepsia.

Aunque Nieves dio estas explicaciones en el Hospital, «no me hicieron ni caso y me pusieron la mascarilla en una habitación compartida», lo que le provocó la infección que le hizo perder peso, desplazándose la prótesis.