La cosecha podrá rondar los 3 millones de kilos de uva

28/07/2019

Los expertos estiman que será de calidad y que la cantidad recolectada estará en torno a un 25% menos que la de 2018. La humedad de los últimos días asusta al sector, ante el riesgo de que en algunas zonas empiece a estropearse.

ETIQUETAS:

La campaña vitivinícola que arrancó oficialmente según el Consejo Regulador el pasado miércoles se mira con optimismo en cuanto a producción y calidad de la uva.

Los expertos consideran que finalmente la cantidad de uva recogida podrá rondar los tres millones de kilos, en torno a un 25% menos que lo y cosechado el pasado año, que según cifras oficiales del Consejo llegó a los 3,9 millones de kilos entrados en bodega, aunque la producción total superó los 4 millones, si se suma la fruta que los productores artesanales y los privados pisan de forma autónoma.

Este año, a pesar de la sequía y la escasez de lluvia, la previsión llegó a fijarse en la mitad de la cosecha de 2018, pero finalmente, una vez vistas las parras y dependiendo de las zonas, se espera una mayor volumen del estimado.

En cuanto a la calidad, también apuntan los expertos que la uva viene sin apenas enfermedades ante la escasez de humedad y que por tanto es una buena señala para que de finalmente se puedan obtener buenos caldos.

La cosecha podrá rondar los 3 millones de kilos de uva

Sin embargo, en los últimos días y tras las visitas realizadas a las distintas zonas de la isla, donde la maduración varía mucho, existe una cierta preocupación en el sector de los viticultores, por el hecho de que en estas últimas semanas de julio está habiendo menos sol y aumenta sustancialmente la humedad, lo que de alguna manera esta empezando a acelerar la pudrición.

De esta forma, existe cierta inquietud entre algunos viticultores consultados a que algunas bodegas puedan retrasen la cosecha y esto acabe pasando factura al producto.

Hasta septiembre

En cuanto al arranque de la campaña, el miércoles fueron las bodegas de Puro Rofe y El Grifo (tradicionalmente la de mayor producción de la isla) las primeras en empezar la cosecha y a lo largo de la semana que entra poco a poco se irán sumando el resto.

Se espera que para la primera semana de agosto todas estén ya en plena faena en una campaña que se extenderá hasta mediados o incluso finales de septiembre, cuando se recojan las variedades mas tardías de moscatel y tinta. Y un año más, la malvasía supondrá el 65 por ciento del total de la producción que entró en las bodegas, seguida de la listán blanca y la moscatel.