La Onda Atlántica empieza a mirar hacia el istmo

13/06/2019

Los trabajos de colocación de dos de las tres piezas de la pasarela Onda Atlántica que se trasladaron desde el Puerto de la Luz al entorno del mercado del Puerto hace dos semanas culminaron en la jornada de ayer.

La operación, que requirió de la intervención de dos grandes grúas, consistió en la ubicación y ajuste de estos dos elementos -que se encontraban sobre unos soportes cerca del suelo- sobre sus pilares definitivos, como ya se hiciera con el tercero de ellos. Estas piezas son parte de las 14 que conforman la estructura de la Onda Atlántica y cuentan con un peso de entre 30 y 35 toneladas cada una. Estos elementos que llegan hasta el segundo pilar de la estructura y precisaron de la intervención de dos vehículos y otras tantas grúas para moverlos desde el Puerto de La Luz, a donde llegaron procedentes de Sevilla. La Onda Atlántica permitirá conectar el mercado del Puerto con la zona portuaria capitalina y el Ayuntamiento espera que su instalación esté finalizada a finales de este verano.