Secuencia de 'La casa del Dragón'. / HBO

En un cajón

La idea de guardar una producción en la nevera, tardar en estrenarla o no hacerlo nunca, viene de lejos.

Borja Crespo
BORJA CRESPO

La Casa del Dragón' ha sido el estreno más exitoso en la historia de HBO. La precuela de 'Juego de Tronos' arrasó en su lanzamiento. En paralelo, Warner Bros Discovery, la empresa propietaria del canal y los derechos de DC Comics, ha borrado, literalmente, la película 'Batgirl' para que jamás se estrene. Sale más caro que vea la luz. Ambas noticias enfrentadas, cal y arena, confirman que en la era el 'streaming' no es oro todo lo que reluce. La idea de guardar una producción en la nevera, tardar en estrenarla o no hacerlo nunca, viene de lejos. Las televisiones generalistas también apuestan por títulos cuyo resultado no termina de entrar en sus planes.

Las propuestas diferentes, no solo los fiascos creativos, suelen tenerlo difícil para convencer a quienes mandan en la parrilla. No saben qué hacer con un material que no tiene un público evidente. ¿Cómo venderlo? Mejor lo guardamos en un cajón hasta nuevo aviso.

Es cada vez más habitual la repetición del rodaje de episodios pilotos de series que no han convencido a la primera. Remontajes, cambio de guionistas, parte del 'casting' se va al paro, grabación de nuevas escenas... ¿Se acuerdan de 'Qué vida más triste'? Empezó como una webserie en internet, entre amigos. Su popularidad llamó la atención, decidieron apostar por un remake con un equipo profesional, pero no funcionaba igual. Finalmente entró en La Sexta conservando su esencia.

Antes de 'La Casa de Dragón' se filmó otro proyecto derivado de 'Juego de Tronos', protagonizado por Naomi Watts. Se canceló y se quedó olvidado en algún disco duro. Millones de dólares a la basura. Ocurre igualmente con los formatos de televisión. Muchos programas yacen en algún oscuro rincón sin posibilidad de estreno. Seguramente alguna obra maestra permanece en un cajón.