Jaques y Gabriella con las cartulinas. / REUTERS

Jaques y Gabriella de Mónaco: «Te echamos de menos, mami»

Los hijos de Charlene y Alberto de Mónaco lanzan un mensaje a su madre, ausente en el Día Nacional de Mónaco

S.R.

Mónaco celebra este viernes su día grande. La familia Grimaldi se ha vestido de gala para festejar su Día Nacional en una celebración marcada por la ausencia de Charlene, que no había fallado a esta cita desde 2010.

Jacques y Gabriella, los hijos de los príncipes, han protagonizado el momento más emotivo de la jornada al mostrar dos cartulinas escritas por ellos mismos en las que se podía leer: «te echamos de menos, mami» y «te queremos». Con este gesto han querido recordar de una manera especial a su madre, que continúa su recuperación por la infección que contrajo en Sudáfrica.

Mientras su padre, el príncipe Alberto, saludaba por el balcón a los monegascos, sus hijos enseñaban sonrientes las cartulinas, a sabiendas de que el mensaje iba a llegar a su madre, que ha demostrado seguir de cerca los actos oficiales.

Hace menos de una semana que Charlene anunció su retirada de la vida pública por un tiempo tras regresar de Sudáfrica, lugar en el que ha pasado los últimos ocho meses debido a una infección de nariz, boca y oídos. La Casa Real emitió un comunicado que la princesa no iba a estar presente en la celebración por el Día de Mónaco para «garantizar su mejor recuperación», a lo que se añadía que Charlene esperaba «poder llevar a cabo sus deberes junto al Príncipe y pasar tiempo con los monegascos».

Imagenes de la celebración por el Día Nacional de Mónaco. / AGENCIAS

El último acto público en el que se pudo ver a Charlene en Montecarlo fue el pasado enero con motivo de la festividad de Santa Devota. En marzo viajo a su país natal para participar en una campaña contra la caza furtiva de rinocerontes. Fue entonces cuando contrajo la enfermedad que la impidió volver al principado.

La larga estancia de la princesa en el país africano desató rumores en diferentes ocasiones sobre la relación entre el matrimonio monegasco. Unas especulaciones que han perdido fuerza cada vez que la exdeportista ha enviado a su marido un mensaje de cariño a través de las redes sociales o cuando Alberto viajó a Sudáfrica con sus hijos mellizos, Jacques y Gabriela, para visitarla durante el pasado verano. De hecho, el propio Alberto ofreció una entrevista a la revista 'People' en la que no dudó en aclarar que «Charlene no se fue enfadada», «ni se exilió».