Los críticos a Santana se preparan para disputarle la candidatura

13/10/2018

En Podemos se da casi por hecho que Meri Pita intentará ganar a la secretaria general la carrera hacia la Presidencia del Gobierno de Canarias, aunque la diputada nacional asegura estar fuera de esa onda. La diputada autonómica, Conchi Monzón, dice estar a disposición del partido

El grupo de Podemos afín a la diputada nacional, Meri Pita, sondea cuántos apoyos tendría en el partido para consolidar una candidatura a la Presidencia del Gobierno de Canarias alternativa a la que ya ha presentado la secretaria general del partido, Noemí Santana, en un capítulo más de las diferencias internas que persisten.

Muchos, de un lado y de otro, apuntan a la presentación de la propia Pita aunque ésta asegura que «estoy ahora mismo fuera de esa onda». Algunos manifiestan convencidos de que «está tratando de buscar a alguna persona que pueda presentarse y si no la encuentra, será ella seguro».

En este contexto, la diputada autonómica Conchi Monzón vuelve a estar en el punto de mira. «Yo estoy a disposición de un grupo de personas que entendemos que hay que hacer política de otra forma», responde, insistiendo de esta manera en las diferencias que la separan desde hace tiempo de la también portavoz del grupo parlamentario, Noemí Santana.

De hecho, Monzón incide en que «los cargos no deben de acumularse siempre en las mismas personas, el trabajo siempre tiene que ser coral y no individual», en una crítica soterrada pero directa a la portavoz parlamentaria de Podemos.

La diputada asegura no tener ninguna preferencia si al final se vuelve a lanzar al ruedo, como lo hizo con las primarias a la Secretaría General, junto al también parlamentario Juan José Márquez. No obstante, destaca su condición de funcionaria autonómica y su paso por el Parlamento como las bazas para que su nombre pudiera figurar en la candidatura presidencial. «Estamos decidiendo todavía en qué ámbito puede aportar más cada uno de nosotros», señala sin querer dar más pistas al respecto.

Sin embargo, en su círculo más cercano, se apuesta claramente por Conchi Monzón para que dispute la carrera a Santana.

Los afines a la secretaria general creen que están bajo su control el Consejo Ciudadano Autonómico y el órgano equivalente de La Laguna -seguidores en su mayoría de Juan José Márquez-, mientras que los de Meri Pita tendrían influencia en el consejo de Las Palmas de Gran Canaria y en el del Comité de Garantías Democráticas.

En cualquier caso, ambos sectores se lanzarán a la búsqueda del mayor número de votos entre los inscritos de Podemos, empeño en el que no estará Márquez Fandiño.

Fuentes vinculadas al diputado por Gran Canaria aseguran que «no se presentará», entre otros motivos porque «desde que Noemí Santana se alzó con la Secretaría General los dos juntaron sus fuerzas y unificaron estrategias». Por lo tanto, se prevé que en breve haga público su apoyo a la candidatura de la portavoz del grupo parlamentario.

La diferencia principal entre las dos partes que se mantienen enfrentadas en Podemos estriba en la conformación de las confluencias.

La corriente de Santana apuestan por un «Podemos abierto, plural, donde quepamos todos y todas aquellos y aquellas que creemos que es posible». En ese contexto, se están llevando a cabo «conversaciones» con Izquierda Unida Canaria (IUC), Sí se Puede, Equo y, a nivel insular, «contactos» con Somos -Lanzarote- y Votemos -Fuerteventura-. El grupo de Meri Pita rechaza repetir la fórmula de 2015 después de los encontronazos en el Cabildo de Gran Canaria.