Curbelo encarece el precio de su apoyo y sigue sin decidir su voto

07/06/2019

ASG apoyará a quien le deje dirigir Puertos Canarios, Promotur y Acción Exterior y al partido que le blinde los fondos que contemplan los Presupuestos para La Gomera, entre otros requisitos

Cuando los negociadores del Partido Socialista Canario (PSC) se sienten hoy con sus homólogos de la Agrupación Socialista Gomera (ASG), ya tendrán hecho el primer repaso a las exigencias que plantea el máximo dirigente de este partido, Casimiro Curbelo, para firmar el pacto del próximo Gobierno de Canarias.

En el listado, figura la manera con la que ASG pide entrar a formar parte del Ejecutivo autonómico, a sabiendas de que su escaso peso parlamentario -tres diputados de setenta- es estratégico. «Aspiramos a los niveles intermedios», indicó ayer Curbelo. Esto se traduce en tener el mando de la Viceconsejería de Acción Exterior -los votos de los emigrantes gomeros han sido tradicionalmente relevantes- la Dirección General de Infraestructuras Turísticas y la dirección del área de salud de La Gomera. En cuanto al sector público, se pretende dirigir Promoción Turística (Promotur), Puertos Canarios, Viviendas de Canarias (Visocan), y Gestión y Planeamiento Territorial (Gesplan).

En cuanto a las líneas políticas, sin olvidar el mantenimiento de la conocida como ley de islas verdes, destaca la pretensión de modificar la Ley de Sedes con el fin de «redistribuir los centros directivos del Gobierno, al menos en las capitales insulares», así como «limitar el incremento del número de diputados que contiene la circunscripción electoral autonómica».

En el aspecto económico, el PSC o Coalición Canaria (CC) tendrán que comprometerse a blindar los fondos que están en la Ley de Presupuestos de 2019 dirigidos a La Gomera.

Al respecto, cabe apuntar que el candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, Ángel Víctor Torres, anunció su intención de modificar de forma «sustancial» las cuentas diseñadas por el presidente en funciones, Fernando Clavijo.

Torres enmarcó su propósito en lo que denominó el «programa de cambio para Canarias» en el que se dará prioridad a la sanidad, la educación, las políticas sociales y la recuperación de las clases medias.

En este sentido, el secretario general de ASG contraataca insistiendo en que su estrategia de negociación está inspirada en el «bien de toda Canarias y, por supuesto, de La Gomera». Así, alude a la creación de un «salario social canario», un «complemento transitorio para las pensiones no contributivas» o el «pacto canario por la solidaridad», entre otras cuestiones.