Resacte de los cuerpos, en la noche de este miércoles. / efe

La nueva tragedia consterna a ACNUR y a la OIM

EFE Santa Cruz de Tenerife

La nueva tragedia de la inmigración que llega a Canarias, con cerca de una veintena de personas encontradas muertas en una embarcación al sur de El Hierro, ha consternado a las principales organizaciones de Naciones Unidas sobre la materia: ACNUR (Agencia de la ONU para los Refugiados) y la OIM (Organización Internacional para las Migraciones).

En un comunicado, ACNUR y la OIM han alertado del «continuo incremento de muertes de refugiados y migrantes en el mar este año», tras el hallazgo de casi una veintena de fallecidos en el Atlántico cuando intentaba alcanzar las Islas Canarias. Esta noche la guardamar Talía, de Salvamento Marítimo, ha remolcado hasta el muelle de Los Cristianos, en el sur de Tenerife, al cayuco con los cadáveres de inmigrantes que fue hallado el pasado lunes a 490 kilómetros de la isla de El Hierro.

Llamamiento

Al hilo de esta tragedia, los dos organismos de la ONU han hecho un llamamiento a los Estados para que «refuercen las vías legales y seguras que proporcionen alternativas a las peligrosas travesías por mar». En su opinión, los Estados y «todos los actores internacionales, regionales y locales, deben también fortalecer la cooperación para la lucha contra las redes de tráfico y la trata de seres humanos que continúan lucrándose con la desesperación y vulnerabilidades de las personas migrantes y refugiadas». Según explican en su comunicado, los servicios de salvamento y rescate españoles acudieron el lunes por la tarde al auxilio de una embarcación a la deriva localizada a unos 500 kilómetros al sur de la isla de El Hierro.

Un helicóptero de las fuerzas aéreas encontró en la cubierta del barco a tres supervivientes, dos hombres y una mujer, junto a 17 cuerpos sin vida. El helicóptero rescató a los tres supervivientes que se encontraban con síntomas de deshidratación severa y los llevó a hospitales de la isla de Tenerife, mientras que la embarcación con los fallecidos fue remolcada hacia esta misma isla para su posterior identificación. ACNUR y la OIM han agradecido a las autoridades españolas, Salvamento Marítimo y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado «la valiosa labor de búsqueda y rescate en el mar que están realizando». De hecho, añaden, entre el viernes 23 al domingo 25, las autoridades rescataron más de 200 personas en el mar al sur de las Islas Canarias. Según ACNUR y la OIM, se estima que unas 200 personas han perdido la vida en el mar este año a lo largo de la ruta hacia las Islas Canarias y el Mediterráneo Occidental. «De ellos, cerca de 90 han fallecido intentando alcanzar las Canarias, incluyendo al menos ocho niños y seis mujeres», aseguran.

Desde enero, más de 4.300 migrantes y refugiados, incluyendo menores no acompañados con necesidades de protección, han llegado por mar al archipiélago canario, según cifras de los organismos internacionales. Refieren que «la mala mar» en esta época del año y las largas distancias que recorren, que pueden ir entre 400 y 1.500 kilómetros, dependiendo del punto de partida en la costa de África Occidental, hacen que esta ruta «sea especialmente peligrosa». «Estas embarcaciones se quedan a veces a la deriva durante varios días, sin agua ni alimentos», añade el comunicado.