Borrar
Directo Alfonso Cabello anuncia los acuerdos alcanzados en el Consejo de Gobierno de Canarias
A la izquierda, Antonio Navarro, conocido como el Mediador;en el centro, anotación captada por los investigadores y a la derecha Conrado Domínguez. Juan Carlos Alonso

El Mediador: «¿Quieres que te pasen ya el dinero?» Domínguez: «Facturas, y que esta gente las pague»

Navarro y el que fuera director del SCS hablaron en la terraza de un local de restauración de facturas y pagos: «Lo que no pueden es fallar», insistió el alto cargo

Francisco Suárez Álamo y Francisco José Fajardo

Las Palmas de Gran Canaria

Sábado, 9 de marzo 2024

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

«¿Tú quieres un millón, tú quieres que te pasen ya el dinero, que te lo anticipen?». La pregunta se la hizo Antonio Navarro Tacoronte, conocido como el Mediador en el caso del mismo nombre, a Conrado Domínguez, el que fuera director del Servicio Canario de Salud (SCS) entre septiembre de 2020 y noviembre de 2022.

CANARIAS7 ha accedido a la grabación del encuentro entre ambos en una terraza de la capital grancanaria. La cita, a tenor de los datos cruzados con lo que aparece en el sumario del caso Mediador, se produjo en 2021.

Fue un encuentro de casi una hora, que prosiguió en un coche rumbo a La Minilla.

El tono y el contenido de la conversación entre ambos revela la complicidad existente. No en vano, Navarro accedía sin problema al despacho de Conrado Domínguez en la última planta de la sede del SCS, en la esquina de la avenida de Juan XXIII con la calle Pérez del Toro.

A continuación se reproduce un pasaje de la grabación, precisamente en el que hablan de cuestiones económicas:

-Conrado Domínguez (C.D.): Vanos a lo nuestro. Necesito eso ya, tío.

-Antonio Navarro (A.N): Pásame eso ya, tío (...)

-C.D.: A ver cómo cuadro el resto entonces.

-A.N.: ¿Tú quieres un millón, tú quieres que te pasen ya el dinero, que te lo anticipen en un (ininteligible)...

-C.D.: No necesito de ellos nada más. Facturas, y que esta gente las pague. Lo que no pueden es fallar, eso es lo único que pido.

Se intercambian lo que, a tenor de la conversación, es un documento con unas cantidades y Domínguez comenta: «Aquí falta».

El director del SCS se refiere segundos después a la empresa Suministros Archipiélago y menciona una cantidad.

-C.D.: ¿200.000?

-A.N.: ¿Te asombra un poco eso?

-C.D.: No. Es cambiar esto de arriba a abajo. Y de Cabrera Medina, le busco yo el CIF.

En el inicio de las investigaciones del caso Mediador, Antonio Navarro Tacoronte declaró en sede judicial que trabajaba para Conrado Domínguez, que era «su jefe». Lo comentó en referencia a que se había ido desvinculando del entonces diputado Juan Bernardo Fuentes, investigado al igual que él como integrante de una presunta trama de corrupción que prometía un trato de favor a empresarios en las administraciones.

Los investigadores policiales llegaron a señalar en un informe remitido a la jueza instructora, María de los Ángeles Lorenzo Cáceres, que Conrado Domínguez era otro posible «actor» de la trama a investigar.

En todo caso, el que fuera director del SCS está encausado en calidad de investigado en el llamado caso Mascarillas, otro presunto episodio de corrupción. La Fiscalía Anticorrupción se querelló contra él, el dueño de la empresa RR7 United y la que fuera directora de Recursos Económicos del SCS, Ana María Pérez, por la operación en la que Sanidad pagó 4 millones de euros a dicha sociedad por un millón de mascarillas, material contra la covid-19 que nunca fue entregado.

Entre el material encontrado por la Policía Nacional en los teléfonos móviles que entregó Antonio Navarro Tacoronte en sede judicial y en las pesquisas posteriores, aparecieron mensajes de Whatsapp entre Navarro y Domínguez, con referencias e empresas y cantidades económicas.

La conversación «del millón»

La conversación entre Antonio Navarro Tacoronte y Conrado Domínguez en un local de restauración de la capital grancanaria sobre el posible adelanto de «un millón» y la necesidad de que haya «facturas» que sean pagadas incluye el pasaje, ya desvelado por este periódico, en el que abordan una intermediación con el entonces presidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, Luis Ibarra.

Tras ese diálogo sobre cómo cuadrar unas cantidades y la importancia de que las facturas fuesen abonadas, el Mediador y Conrado Domínguez pasan a comentar la posibilidad de que el empresario Maximiliano Poveda haga negocios en el Puerto de La Luz y Las Palmas. Hacen referencia a documentación que se habían intercambiado previamente y Conrado Domínguez subraya que para él es fácil hacer esa labor de presentación de Poveda ante Ibarra: «Luis es un amigo», comenta.

Pero, acto seguido, el que fuera director del Servicio Canario de Salud insiste en que necesita saber si el proyecto inversor está «maduro». De lo contrario, prefiere demorar la reunión. Advierte además a Navarro Tacoronte que en la Autoridad Portuaria hay que superar muchos trámites y contar con el visto bueno de los técnicos y que eso pasa precisamente por acudir con una iniciativa empresarial sólida.

Se trataría, según comentan, de suministro de combustible a buques, con el matiz de que Conrado Domínguez comenta que en el Puerto son partidarios de que esa actividad se haga en el mar y no desde tierra.

Maximiliano Poveda y Conrado Domínguez intercambiaron correos para concertar una cita en el despacho de este último en la capital grancanaria.

El empresario está en calidad de investigado en el caso Mediador, que se sigue instruyendo en un juzgado de la capital grancanaria.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios