Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este martes 25 de junio
Los migrantes a bordo del buque Río Tajo en la bahía de Nouadhibou. AUGC
La devolución de los 168 migrantes a Senegal es «contraria al derecho internacional»
Inmigración

La devolución de los 168 migrantes a Senegal es «contraria al derecho internacional»

Así lo han denunciado desde Amnistía, de confirmarse «la ausencia de garantías básicas como son la asistencia letrada y traducción»

Efe

Madrid

Miércoles, 30 de agosto 2023, 22:13

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Amnistía Internacional (AI) ha denunciado este miércoles que la devolución colectiva a Senegal de los 168 migrantes que se encontraban frente a las costas de Mauritania efectuada por el Gobierno español «vulnera los derechos humanos».

Estos migrantes fueron rescatados el pasado jueves por la patrullera española Río Tajo de la Guardia Civil frente al puerto de Nuadibú (Mauritania) tras permanecer varios días viajando en cayuco hacia las Islas Canarias.

Una vez rescatados, fueron desembarcados en el puerto de Saint Louis, en Senegal, desde donde habían partido originariamente.

Carlos Escaño, responsable de campañas sobre migraciones de AI España ha señalado en un comunicado que esta práctica es «contraria al derecho internacional» si se confirma «la ausencia de garantías básicas como son la asistencia letrada y traducción, y la vulneración del derecho a ser informadas de sus derechos y a solicitar asilo».

«Todas las personas tienen derecho a solicitar asilo y recibir una asistencia letrada adecuada», ha recordado Escaño, en cuya opinión, «no parece que ésta se haya producido al no haber constancia ni confirmación del Ministerio del Interior de que haya habido ningún desplazamiento a la embarcación de abogado o abogada de oficio«.

Amnistía Internacional ha cuestionado que entre los 168 migrantes no hubiera ni solicitantes de asilo, ni menores de edad, ni personas procedentes de países en conflicto, ni senegaleses que pudieran estar perseguidos en su país, ni personas con vulnerabilidades específicas, «como podrían ser las víctimas de trata», apunta la organización.

«Recordamos que el principio de no devolución impone la prohibición a los Estados de exponer a las personas a ser deportadas a un lugar donde corran riesgo de padecer persecución o violaciones graves de sus derechos humanos», ha apostillado Amnistía en su comunicado, donde defiende que tras los rescates de los migrantes, deben llevarse a cabo «averiguaciones independientes sobre las posibles necesidades de protección de las personas rescatadas».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios