Coalición pierde todos sus feudos históricos

15/06/2019

Los nacionalistas se quedan sin alcaldes en las capitales. Los plenos de constitución de los 88 ayuntamientos canarios dejan a CC sin Santa Cruz de Tenerife y La Laguna, municipios en los que gobernaban desde hace décadas. Los pactos también arrebatan al partido de Clavijo el poder en Arrecife, Puerto del Rosario y Valverde.

La radiografía del reparto del poder local en Canarias tras la constitución este sábado de los 88 ayuntamientos refleja el fin de un largo ciclo político en que CC ha controlado los principales municipios del archipiélago. Los nacionalistas pasan a la oposición en sus feudos históricos tras perder las alcaldías de Santa Cruz de Tenerife, La Laguna, Arrecife, Puerto del Rosario y Valverde. En el computo global, se quedan sin alcaldes en las capitales insulares y sólo tienen posibilidades de cogobernar en Santa Cruz de La Palma si finalmente alcanzan un pacto con el PP.

De todas estas derrotas, el varapalo más duro para CC llegó ayer con la elección de la socialista Patricia Hernández como alcaldesa de Santa Cruz de Tenerife. Los nacionalistas llevaban 40 años dominando la capital chicharrera, desde que Manuel Hermoso se hizo con el bastón de mando. Aunque ganaron el 26 de mayo, la exvicepresidenta del Gobierno -expulsada por Fernando Clavijo al principio de la legislatura- regirá el ayuntamiento capitalino con el apoyo de Podemos y Ciudadanos.

Aunque los resultados electorales ya auguraban un pacto de la izquierda, CC también se enfrentó ayer a la pérdida de la alcaldía de La Laguna, el segundo municipio tinerfeño en población y donde gobernaban desde hace 26 años. Otro pacto de izquierdas los desaloja del poder en ese bastión histórico.

La libertad de alianzas tampoco ha favorecido a los nacionalistas en la capital de Lanzarote. Desde ayer el pacto PP-PSOE los manda a la oposición y da el bastón de mando a la popular Astrid Pérez. También en Fuerteventura CC pierde el mando en la capital a favor de una alianza progresista en Puerto de Rosario, que representa la mitad de la población de la isla. Lo mismo ocurrió en el principal municipio de El Hierro, Valverde, donde la división interna de los nacionalista pasa factura y permite a un socialista ser alcalde.

El debacle sufrida por CC ayer en los principales ayuntamientos de Canarias coloca a los nacionalistas ante el abismo de perder también su poder en los cabildos en los próximos siete días. Ya hay pactos que los mandan a la oposición en Lanzarote y Fuerteventura, mientras la dinámica de alianzas fijada ayer podría aplicarse también en Tenerife, La Palma y El Hierro.

  • 1

    ¿Deben ceder los ayuntamientos y los cabildos su parte de la recaudación del IGIC, como les pide el Gobierno de Canarias?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados