Borrar
Francisco Espinosa. c7

Los audios comprometen al general: «Vamos a hacer negocios»

Caso Mediador ·

La complicidad del militar con el mediador es más que evidente: «Mándame un mensaje como siempre hacías y no te pierdas, mariquita»

F.S.A. / F.J.F.

Las Palmas de Gran Canaria

Sábado, 18 de marzo 2023

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Entre el general, ya jubilado, de la Guardia Civil Francisco Espinosa Navas y el mediador Antonio Navarro había una relación de complicidad que queda reflejada en el tono de los audios aportados por el mediador del caso y que forman parte de la instrucción judicial. CANARIAS7 desvela hoy en su edición digital parte de esos audios, con dos llamadas del intermediario al militar.

Espinosa es el único de los detenidos en el caso Mediador que se encuentra en prisión. La jueza Ángeles Lorenzo-Cáceres lo acordó a petición de la Fiscalía Anticorrupción, tras valorar la posibilidad de huir de la acción de la Justicia o destruir pruebas.

En una de las grabaciones, Espinosa contesta a una llamada de Navarro y lo llama «mi querido amigo Antonio», a lo que el mediador responde: «Y mi padre político, ¿cómo se encuentra?». Espinosa llega a llamar «hijo» al mediador, para luego interesarse por su estado de salud, después de un episodio de hipertensión que obligó a Navarro a estar en reposo.

Como si fuera un médico, Espinosa pregunta por la tensión y señala que el 11/10 que le cuenta Navarro es «un poco regular».

El diálogo prosigue con Navarro planteando al militar el interés por organizarle una «charla» en Canarias pero tienen problemas para cuadrar agenda. «Ya te la estoy preparando para el día 15 o 16», prosigue Navarro, pero en esas fechas el militar tiene previsto desplazarse a Senegal, por lo que optan por dejar esa conferencia para después de Navidades, esto es, para comienzos del año 2021.

«Yo he establecido algunas cosas aquí con el Curilla», añade el general Espinosa. Según los investigadores, el Curilla es el sobrenombre que la trama asignó a Antonio Bautista, el empresario de energías renovables que intentó dos vías de negocio a través de la trama: instalar placas fotovoltaicas en fincas ganaderas a través de los contactos de los Fuentes y del propio Navarro y, por otro lado, con grandes empresas que tendrían como intermediario al propio militar. «¿El Curilla está contento?», pregunta el militar, a lo que Navarro le dice que sí, para añadir que «Adelaida se está portando». Se refiere con ello a una mujer con la que el general mantenía una relación sentimental y que trató que fuese contratada como comercial por la empresa de Bautista y, en segunda instancia, Navarro le dijo que la empresa contratante sería Leche Sandra -otra de las empresas que buscó un presunto trato de favor con la trama-. «Antonio me comentó que Adelaida muy bien, un saber estar, una tranquilidad que acojonante», refiere Navarro en relación a esa mujer.

La conversación acaba con una frase del general que los investigadores de la Guardia Civil y la Policía Nacional destaca como reveladora de su presunto papel de mediador en busca de ingresos económicos adicionales: «Vamos a tirar para adelante. Aquí en Madrid tenemos una reunión muy importante que espero que el Curilla venga a verme la semana que viene, porque esta semana no podía, y vamos a hacer negocios con la empresa esta importante que se llama Eulen». «¡Hostia!», comenta Navarro tras oír el nombre de la empresa de servicios.

El general pregunta a Navarro si «vuestro circuito está preparado para contratar a un Ferrari». Yel mediador le responde tirando de una broma: «El mejor coche que hay en el mercado es un Byron, y usted no es un Byron; usted es el híbrido entre Ferrari, Porsche y todas esas cosas».

«Cuídate mucho, y espero que estés bien, Antonio. Mándame un mensaje como siempre hacías y no te pierdas, mariquita», acaba diciendo el general.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios