Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este domingo 14 de julio
Nicolas Cage en 'Pig'.

Crítica de 'Pig': Nicolas Cage y su alma atormentada

La cinta de Michael Sarnoski es un emotivo drama sobre la pérdida que interpreta con extrema sutileza uno de los actores más desconcertantes del cine actual

Jueves, 14 de julio 2022, 14:11

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El prolífico Nicolas Cage, el hombre que trabaja demasiado, ofreciendo cal y arena con una naturalidad pasmosa, vuelve a asomarse a la cartelera, confirmando su indudable capacidad camaleónica para afrontar cualquier tipo de personaje, física y mentalmente. 'Pig', escrita y dirigida por el debutante Michael Sarnoski, pertenece al grupo de películas más que decentes protagonizadas por el oscarizado actor, cuya inusual filmografía nos trae últimamente rarezas delirantes como 'Mandy', 'Prisioneros de Ghostland' o 'Willy´s Wonderland'.

Vídeo. Tráiler de 'Pig'.

Con la irónica 'El insoportable peso de un talento descomunal' todavía coleando en la cartelera, la apuesta que nos ocupa presenta un rol con carisma crepuscular, un sujeto abatido por la vida que Cage defiende con entrega y talento. Hay quien defiende rotundo que esta interpretación merece una nominación al Oscar, pero el oscuro relato, a lo largo del cual parece que va a estallar una violencia latente que nunca termina de asomar el rostro, una de las virtudes del estimable filme, se antoja poco comercial para ser aplaudido en Hollywood. No deja de ser una extraña historia que no va por dónde parece que va a ir, sensación subrayada por la presencia del propio artista, cuyo currículum reciente invita a pensar que estamos ante una historia de venganza. Sin embargo, ofrece una insinuante crónica de duelo y aceptación.

Cage podría interpretar a un John Wick decadente, al que no le han matado el perro pero sí le han robado su cerdo, un querido compañero que le permite buscar trufas en el bosque donde se ha alejado del mundanal ruido. El secuestro le despierta viejos fantasmas y decide romper su aislamiento para regresar a la ciudad y recuperar a su animal de compañía, con el cual tiene una conexión especial. Esta contundente premisa deriva en una historia sobre la pérdida, según vamos descubriendo de dónde viene el personaje principal, un individuo misterioso, de alma atormentada, con un curioso pasado que desconcierta a cada paso y no evoluciona hacia lo previsible.

Jamás explota la acción, generándose una atmósfera sugerente, a ratos desconcertante, con la alta gastronomía como telón de fondo. Estamos ante un drama conmovedor, donde el dolor está presente de todas las formas imaginables. Brillantes diálogos en la boca de Cage elevan un filme que merece más atención de lo que probablemente puede aparentar para el grueso del público. Con claras conexiones con 'Joe', otro trabajo a reivindicar protagonizado por el raro de los Coppola, 'Pig' ha contado con galardones y nominaciones a tener en cuenta: ganadora al Mejor Director Novel en los National Board of Review (NBR), ganadora del Mejor Guion Novel en los Independent Spirit Awards y nominada a Mejor Actor en los Critics Choice Awards y en el Círculo de Críticos de San Francisco, entre otros premios destacables.

Nicolas Cage en una escena de 'Pig'.

'Pig' se revela como un debut sugestivo, imperfecto pero arriesgado y revelador, con un Cage inspirado que es arropado por las interpretaciones de Alex Wolff ('Hereditary'), Adam Arkin ('Masters of Sex') y Nina Belforte ('Wuthering Heights'). Visualmente tiene detalles curiosos a resaltar, como la interactuación del protagonista con algunas personas de su pasado a las cuales no terminamos de ver la cara, tal y como están filmadas las secuencias donde participan. La visión de Sarnoski elude lo trivial y se atreve a pisar un terreno complicado en una ópera prima prometedora. La mera decisión de contar con Nicolas Cage para un papel tan desgarrador y enigmático ya es un acto de valentía.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios