Más riqueza y más pobres

A cara descubierta. «Canarias fue en 2016 una de las regiones con mayor crecimiento del PIB y al tiempo, la comunidad con mayor repunte de la tasa de riesgo de pobreza y exclusión. Dobla la media nacional»

Silvia Fernández
SILVIA FERNÁNDEZ

Canarias fue la tercera región con mayor crecimiento en 2016, tras Baleares y Madrid. Su producto interior bruto (PIB), es decir, su riqueza repuntó un 3,5%, aupado en gran medida por el potente sector turístico. En total, la economía canaria generó 42.519 millones de euros de PIB.

Para este año las previsiones económicas son también muy optimistas y apuntan a un repunte superior al 2%, colocándose Canarias entre las regiones con mayor crecimiento.

En términos de empleo, 2016 fue un buen año para las Islas. con 13.000 empleos creados en ese ejercicio y 88.000 más que en 2013, cuando se alcanzó el mínimo de ocupación en la grave crisis sufrida. Las previsiones apuntan a que en este año el paro seguirá reduciéndose. La CEOE calcula que Canarias creara 20.000 puestos de trabajo (si bien el primer trimestre no ha sido como se esperaba y se ha destruido empleo).

Sin embargo, la mejoría no logra llegar a una gran parte de la sociedad isleña y la pobreza continúa escalando posiciones. Según los datos del INE, entre 2015 y 2016 la tasa de riesgo de pobreza y exclusión social (el indicador AROPE) ha pasado en Canarias del 37,9% al 44,6% (la más alta del Estado) mientras que a nivel nacional bajó un punto, del 28,6% al 27,9%.

Hoy más que nunca la sociedad canaria está dividida entre una clase social que vive holgadamente -con distintas escalas pero con en cualquier caso con ingresos suficientes- y otra, que malvive. Y la situación tiene visos de mantenerse así por la dificultad que un amplio colectivo de esta sociedad tiene para poder encontrar un empleo por distintos motivos, como la carencia de formación, una situación familiar compleja (familia monoparental), o la edad. Es necesario de que las instituciones tomen conciencia de la gravedad del problema y adopten medidas para atajar esa desigualdad. De otra forma, los ratios de pobreza seguirán al alza.