Exceso de optimismo

Distintos organismos internacionales han rebajado las previsiones de crecimiento de la economía española pero el Gobierno sigue sin tomar nota y mantiene unas perspectivas que se alejan de la realidad

Silvia Fernández
SILVIA FERNÁNDEZ Las Palmas de Gran Canaria

En la economía el optimismo es un factor clave para el consumo y la inversión. Sin embargo, un exceso de ese optimismo y una falta de realismo puede jugar un papel totalmente contrario y llevar al traste a una economía. Y es es el riesgo que corremos ahora mismo en España y en Canarias.

Las previsiones de crecimiento económico que manejan ambas administraciones para el 2021 y sobre las que se sustentan sus proyectos de Presupuestos son excesivamente optimistas y se van a ver drásticamente recortadas, como han puesto en evidencia distintos organismos internacionales (FMI, OCDE y la Comisión Europea) respecto a España y las dos patronales isleñas y servicios de estudios nacionales en lo que se refiere a Canarias. Los ingresos fiscales que se prevén no van a ser tales mientras que los gastos se van a cumplir con toda probabilidad o incluso van a aumentar, con lo que España y Canarias podrán incurrir en un mayor déficit, con todo lo que esto implica teniendo en cuenta el profundo agujero con el que ya contamos.

Quizás es ya momento de retocar esas previsiones a la baja y ajustar las cuentas con criterio y no a última hora y cuando ya tenemos el problema encima, algo bastante habitual en este país.

El retraso en la gestiónde los fondos de recuperación europeos por parte de las administraciones, como han denunciado las patronales y que debería ser resuelto con premura para que el dinero llegue cuanto antes a las empresas; la dificultad de acceso de las pymes a las ayudas y la persistencia de la covid que está perjudicando especialmente al turismo -principal motor económico de la islas y de peso en la economía nacional- son las principales razones de esa rebaja de las previsiones de crecimiento con las que debería empezarse a trabajar ya.para evitar males mayores.