La precampaña acerca al PP a la mayoría absoluta en Castilla y León

El sondeo de GAD3, que muesta el hundimiento de Ciudadanos, otorga a los populares 38-39 procuradores, frente a los 27-28 de los socialistas y los nueve de la ultraderecha

ÁNGEL BLANCO ESCALONA

La convocatoria de elecciones autonómicas en Castilla y León por parte de Fernández Mañueco copia la estrategia de Díaz Ayuso en Madrid y los resultados que el 13 de febrero salgan de las urnas puede que se parezcan bastante también a lo sucedido en la comunidad capitalina: crecimiento del PP a costa de la desaparición de Ciudadanos, pero insuficiente para alcanzar la mayoría absoluta. La diferencia fundamental con lo que puede suceder en Castilla y León se encuentra en el rédito que logre Vox, que en Madrid solo mejoró un escaño (hasta 13) y aquí podría pasar del único que tiene actualmente, a contar con 9.

El ganador de las elecciones de 2019, el PSOE de Luis Tudanca, no tendría en esta ocasión posibilidades de pactar gobierno, ya que perdería entre siete y ocho escaños, hasta una horquilla de 27-28.

La progresiva jibarización de Ciudadanos y la orden de Génova de darle la puntilla se traduce en este sondeo en una más que posible desaparición de la formación naranja. Obtuvo 12 representantes en 2019, que le sirvieron para gobernar en coalición con el PP. Ahora su resultado estará entre 0 y 1, que le llegaría de la provincia de Valladolid.

El acuerdo entre Podemos e IU para concurrir a los comicios bajo la marca nacional de Unidas Podemos podría hacer mejorar su resultado, pero también podría tener un efecto neutro, ya que la encuesta le otorga 2-3 escaños, frente a los dos actuales. El resto de partidos abocados al grupo mixto lo completan la Unión del Pueblo Leonés, que pasaría de uno a dos;y la novedad de Soria YA!, que entraría en las Cortes con un procurador. Por el contrario, el de Por Ávila no revalidaría sus credenciales.

El sondeo de GAD3 para 'El Norte de Castilla' –realizado entre el 10 y el 14 de enero con 1.089 entrevistas telefónicas (544 a móviles y 545 a fijos), con un error muestral del 3% y un grado de confianza del 95,5%–, refleja la 'foto' a un mes escaso de la cita electoral. Respecto a la encuesta de diciembre, el PP se consolida como líder (de 37-39 pasa a 38-39), el PSOE da un pasito atrás (de 28-29 a 27-28);mientras que Vox toca techo y Unidas Podemos, que acaba de anunciar su concurrencia con IU, pasa de 1 a 2-3. Cs podría perder el escaño que la encuesta le daba hace un mes.

Ayuda de Vox o de la UP

Ahora, GAD3 otorga al PP el 40,8% de los votos;el 29,1% al PSOE;y el 13,1%a Vox;con Unidas Podemos escalando hasta el 6%; y Ciudadanos acaparando el 2,6%. Los de Francisco Igea serían aventajados por la UPL, con el 2,9% de los votos.

Con la mayoría absoluta establecida en 41 procuradores (el total son 81), Vox encara el reto de convertirse en apoyo fundamental de los populares, que se quedarían a falta de dos o tres escaños. Si fueran dos y la UPL los obtuviera, también los leonesistas podrían entrar en la ecuación. Este sábado en Valladolid, el líder nacional de Vox, Santiago Abascal, se atuvo al manual de mítines al asegurar que no dará gratis su apoyo a «Mañueco el progre» y exigirá capacidad de influencia, incluso entrar en el ejecutivo.

Respecto a la trascendencia de la convocatoria electoral de febrero, en concreto sobre si es igual o más importante que la cita de mayo de 2019, el 39,5% de los castellanos y leoneses encuestados creen que son igual de decisivas, frente al 38,6% que piensan que son más importantes. Otro 15,1% opina que son menos importantes y el 6,8% no sabe o no contesta.

Los votantes socialistas son los que menos importancia otorgan a la cita electoral anticipada (32%) y los de UP, los que más (65%). Entre el resto de consultados la cosa está más repartida: en el PP la ven más importante el 52%;en Vox el 53% y en UPL, el 43%.

El PP resultaría vencedor en siete de las nueve provincias. En Soria y Zamora empataría con el PSOE a dos y tres escaños, respectivamente. En Ávila ganaría por 4 a 2; en Burgos y León por 5 a 4; en Palencia por 3-4 a 2-3;en Salamanca obtendría la mayor distancia, 6 a 3;en Segovia por 3 a 2;y en Valladolid por 7 a 5. Vox lograría un escaño en cada provincia salvo en Soria, con 0 y Valladolid, con 2. UP, mientras, rentabiliza sus apoyos en Burgos (1), León (1) y quizá Valladolid (0-1).