Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este sábado 2 de marzo
La exconsellera catalana y eurodiputada de JxCat Clara Ponsatí,, en su despacho de Bruselas. Efe
Ponsatí desafía a Llarena: «Volveré a Cataluña»

Ponsatí desafía a Llarena: «Volveré a Cataluña»

La eurodiputada de Junts plantó ayer al juez del Supremo, que podría dictar una nueva orden de detención

Cristian Reino

Barcelona

Martes, 25 de abril 2023, 09:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La eurodiputada de Junts, Clara Ponsatí, ha vuelto a desafiar este martes al juez del Supremo, Pablo Llarena. Ponsatí, tras plantar ayer al magistrado instructor del caso del 'procés', ha asegurado que volverá en breve a Cataluña, haya o no una orden de detención contra ella. La dirigente secesionista, del ala más radical del nacionalismo, permanecerá esta semana entre Bruselas y Francia, pero próximamente tiene intención de regresar a Cataluña. «Volveré, sí», ha asegurado en Rac1.

Ponsatí estaba llamada ayer a comparecer en el Supremo, donde Llarena la citó para tomarle declaración como procesada por un delito de desobediencia por su participación en la organización del 1-O de 2017, cuando era consejera del Govern de Puigdemont. La líder independentista no acudió ayer al Supremo y argumentó que tenía trabajo en la Eurocámara y que ha puesto en marcha «el procedimiento de amparo de sus privilegios e inmunidades» en el Parlamento Europeo, por lo que solicitó «suspender el procedimiento judicial, de conformidad con el principio de cooperación leal que establece el artículo 4.3 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea».

Tras el plante, Llarena le dio cinco días para que acredite que ha pedido amparo a la Eurocámara en relación a su inmunidad y trasladó a las partes, Fiscalía y Abogacía del Estado, que se pronuncien sobre el caso, antes de tomar una decisión: una nueva orden de detención solo en España o la suspensión del procedimiento, como pide su defensa.

La dirigente nacionalista lleva más de cinco años huida de la justicia, junto a Carles Puigdemont, en Waterloo. El pasado 28 de marzo, regresó por primera vez a España. Lo hizo porque ya no corre el riesgo de ser encarcelada, tras la reforma del Código Penal, que propició que dejara de estar procesada por sedición. Ahora solo está procesada por desobediencia y no puede ser encarcelada. A las horas de retornar, fue detenida. Llarena la citó para el 24 de abril y advirtió entonces de que un nuevo plante «conllevará la modificación de su situación personal y su conducción ante este tribunal por la fuerza pública».

La eurodiputada, no obstante, está dispuesta a seguir jugando al gato y al ratón con el magistrado. Sobre si se plantea volver para que la vuelvan a detener: «Ya vine cuando había una orden de detención», ha expresado. A su juicio, no está obligada a declarar y además su abogado mantiene que el delito de desobediencia por el que le reclama Llarena ya ha prescrito.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios