Quim Torra, president de la Generalitat / EP

Los Mossos, en alerta máxima ante posibles algaradas si inhabilitan a Torra

La sentencia del Supremo se espera para este lunes

CRISTIAN REINO Barcelona

La Policía catalana está en alerta máxima ante posibles disturbios como consecuencia de la inminente sentencia contra Quim Torra. Los CDR ya hace días que han convocado protestas para el día que se conozca la resolución del Tribunal Supremo. La Policía autonómica ha emplazado a los agentes de antidisturbios, en una orden interna, a que estén todos disponibles de cara a la semana que viene. El comisario jefe de los Mossos d'Esquadra, Eduard Sallent, ha movilizado a todos sus efectivos de las áreas de antidisturbios: Brigada Móvil (Brimo) y a las Áreas Regionales de Recursos Operativos (ARRO). Los agentes de estas dos divisiones de la Policía pueden ser activados en cualquier momento.

La sentencia se espera para el lunes y la semana que viene coincide también con el tercer aniversario del referéndum del 1-O, en que el independentismo suele aprovechar para salir a la calle. Según el consejero de Interior, Miquel Sàmper, «todos los escenarios» están sobre la mesa, ha señalado en TV3. Hace un año, en el mes de octubre, las calles de Barcelona ardieron en llamas por la violencia empleada por los CDR en las manifestaciones contra la sentencia que condenó a penas de 9 a trece años de prisión a nueve de los dirigentes del 'procés'. Las protestas se prolongaron durante un mes y se vivieron escenas de guerrilla urbana por la capital catalana, con la quema diaria de contenedores y barricadas de fuego en el centro de la ciudad.

El nuevo consejero de Interior ha expresado esta mañana que los Mossos son policía judicial y que actuarán de acuerdo a las órdenes judiciales. Sàmper asumió hace 20 días la cartera de Interior de la Generalitat, tras el cese provocado por Quim Torra del consejero anterior, Miquel Buch. Torra y Buch mantenían sus diferencias como consecuencia de algunas actuaciones de los Mossos contra los CDR, que desde algunos sectores del independentismo consideraron desproporcionadas, en especial las de hace un año tras el fallo del Supremo. Las protestas por la sentencia de Torra serán la primera prueba seria para el nuevo titular de Interior.

Sobre la respuesta a esta sentencia se ha pronunciado esta mañana Carme Forcadell, como una de las nueve condenadas a prisión, y ha cargado contra los partidos, porque hace un año no fueron capaces de ponerse de acuerdo para pactar una reacción conjunta e institucional al fallo del Supremo. Hubo respuesta en la calle, de los CDR, pero no hubo consenso político. Ahora, Forcadell reclama a los partidos que aparquen sus diferencias de cara a la eventual inhabilitación de Torra y no actúen tarde y mal como con la sentencia de hace un año.