Josep Rull, Jordi Sànchez; y Jordi Turull. / EP

La Fiscalía recurre el tercer grado de los presos del 'procés'

El Ministerio Público reclama la suspensión inmediata del permiso y que los dirigentes secesionistas regresen al régimen ordinario

CRISTIAN REINO Barcelona

La Fiscalía Provincial de Barcelona ha recurrido esta mañana el tercer grado de los nueve presos del 'procés' ante el juzgado de vigilancia penitenciaria. El Ministerio Público ha reclamado la suspensión inmediata del régimen de semilibertad a los dirigentes independentistas, una decisión que queda en manos del juzgado de vigilancia penitenciaria. La Fiscalía basa su decisión en el argumento de que a su juicio el tercer grado de los dirigentes secesionistas crea una «sensación de impunidad en la sociedad». Esgrime además «incompatibilidad de la progresión a tercer grado con el cumplimiento de la finalidad de la pena«. Y argumenta también la gravedad de las penas impuestas a los presos y que solo llevaran seis meses bajo el régimen de segundo grado cuando accedieron al tercer grado.

El recurso de la Fiscalía puede tener efectos suspensivos aunque quizá no inmediatos, toda vez que el Tribunal Supremo determinó, la semana pasada, que los recursos de la fiscalía contra los 100.2 de los presos o el tercer grado paralizarán su ejecución. Si el juez de vigilancia penitenciaria desestima el recurso de la Fiscalía, el Ministerio Público elevará el recurso al Alto Tribunal, como así avisó días atrás, y ahí sí, los permisos quedarían en suspenso.

Los nueve presos del 'procés' accedieron al tercer grado el pasado 14 de julio, después de que lo aprobaran las juntas de tratamiento de las cárceles y la Consejería de Justicia de la Generalitat, titular de las competencias en prisiones en Cataluña. Salieron de los penales con el régimen de semilibertad tres días después, el pasado 17 de julio. Desde entonces, han dormido cada semana cuatro noches en el penal y tres en casa, durante los dos fines de semana que han podido pasar en sus domicilios. Hasta la fecha, los recursos de la Fiscalía no tenían carácter suspensivo.

El Ministerio Público ha reclamado a los juzgados de vigilancia penitenciaria que dejen en suspenso el tercer grado y vuelvan a clasificar a los dirigentes secesionistas en segundo grado penitenciario. Si esto ocurriera, podrían volver a solicitar la aplicación del 100.2. del régimen penitenciario, que les permitiría salir de la cárcel de lunes a viernes por la mañana, pero el Supremo ya se mostró la semana pasada en contra de conceder esta medida a los presos del 'procés. De entrada, el recurso para impugnar el tercer grado afecta a Oriol Junqueras, Raül Romeva, Carme Forcadell, Jordi Sànchez, Jordi Cuixart y Joaquim Forn. En los próximos días se verá si el recurso afecta también a Josep Rull, Jordi Turull y Dolors Bassa.