https://static.canarias7.es/www/menu/img/motor-desktop.png

Cómo afecta la pérdida de facultades de los ancianos en los accidentes de tráfico

La DGT estudia reducir los períodos de vigencia para reducir la siniestralidad entre los mayores de 65 años

J. BACORELLE Madrid

La edad de los conductores es un factor que continuamente se pone en duda a la hora de analizar la accidentalidad en carretera. Un debate que vuelve a estar de actualidad tras el accidente registrado el pasado domingo en Valencia, inicialmente provocado por un conductor de 87 años en la carretera A-7 a su paso por el término municipal de Rotglà i Corberà (Valencia), en el que murieron cinco personas y otras cuatro resultaron heridas.

La Dirección General de Tráfico DGT estudia reducir los periodos de vigencia del carné de conducir de las personas mayores, según confirmaba recientemente la subdirectora de Educación y Formación Vial de la Dirección General de Tráfico (DGT), María José Aparicio.

El 30% de los fallecidos en accidentes de tráfico en la Unión Europea son mayores de 65 años. Un dato que se repite en todos los países y que alcanza el 50% cuando hablamos de fallecidos peatones o ciclistas.

En España en 2019, el 28% de los fallecidos en accidente de tráfico eran mayores de 65 años. Estas cifras se van a agravar, si no hacemos nada, por el envejecimiento de la población«, ha advertido la subdirectora de la DGT.

En la actualidad, el carné de conducir (clase B) se renueva cada 10 años hasta que se cumplen los 65 años, momento en el que empieza a caducar cada 5 años. Antes de 2009, la validez era de 10 años hasta los 45 años. Después, la renovación era cada cinco años hasta los 70 y, a partir de ahí, cada dos años.

El director general de Tráfico, Pere Navarro, en su reciente comparecencia ante la Comisión sobre Seguridad Vial del Congreso, adelantó que se revisarán los plazos y las pruebas psicofísica en la renovación del carné de conducir de las personas de edad avanzada. Según datos de la Dirección General de Tráfico (DGT), más de cuatro millones de personas mayores de 65 años mantienen su permiso de conducir, lo que supone más del 15% del censo de conductores.

En relación con la pérdida de aptitudes psicofísicas y con la revisión de la vigencia de los permisos, la subdirectora de Tráfico ha aclarado que DGT quiere revisar no sólo los periodos de vigencia de los permisos de los mayores sino todos los periodos de vigencia.

«Sabemos que en el caso de las personas de una determinada edad tendremos que reducirlos», ha asegurado María José Aparicio, quien ha defendido que hay que «proteger a las personas mayores, pero siempre fomentando su movilidad, seguridad y libertad».

Las edades a las que se producen más accidentes

Según el reciente estudio realizado por el Centro de Estudios AXA de Seguridad Vial, los conductores de 66 a 70 años, en su mayoría ya jubilados, tienen una frecuencia de accidentes un 17% menor a la media. Cifras que se reducen aún más entre los conductores de 71 a 75 años y entre los mayores de 75 años, los dos colectivos con menor probabilidad de sufrir un accidente, con unas frecuencias un 23% y un 26% menores a la media, respectivamente.

A su gran experiencia en la conducción se suman otros factores que reducen su riesgo como el menor uso del coche y su utilización generalmente en horas con menor tráfico.

Así, los conductores de entre 18 y 21 años son el colectivo donde más afecta la variable edad, con un 57% más de probabilidad de sufrir un accidente, debido, presumiblemente, a su inexperiencia al volante. Les siguen los mayores de 75 años, con un riesgo mayor del 29%, en este caso probablemente como consecuencia de la disminución de los reflejos. Los otros dos grupos con una considerable incidencia de la edad en una mayor probabilidad de sufrir un accidente de tráfico son los jóvenes de entre 22 y 25 años, con un 19% más, y los conductores de entre 71 y 75 años, con un 9%.

A partir de los 66 años la culpabilidad es ligeramente superior, aunque sólo por unas décimas. Entre los 71 años y los 75 años, el porcentaje de responsabilidad empeora hasta el 53,7% y en los conductores de más de 75 años llega al 60,6%, un 26% más que la media. Por tanto, el informe muestra como, por un lado, los conductores de más de 70 años son los que menos accidentes tienen pero, por otro lado, cuando los tienen son responsables en la mayoría de ellos.

Para Josep Alfonso, director general del Centro de Estudios AXA, el informe revela que «la experiencia en la conducción es probablemente el factor más determinante a la hora de evitar un accidente de tráfico. La destreza al volante incide directamente en los accidentes de tráfico que logramos evitar, tanto si en ellos fuésemos culpables como inocentes».