El primer ministro británico, Boris Johnson, comparece ante los medios de comunicación junto al presidente ucraniano, Volodimir Zelenski. / afp

Johnson apoya desde Kiev a las autoridades ucranianas en su pulso con Rusia

El primer ministro británico se reune con Zelenski ante el aumento de las fuerzas rusas en la frontera

RAFAEL M. MAÑUECO Moscú

Pese a la delicada situación que atraviesa en su país, el primer ministro británico, Boris Johnson, encontró este martes un hueco y se desplazó a Kiev para entrevistarse con el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, y mostrarle su apoyo ante el difícil trance que atraviesa su país, acosado por una fuerza de más de 100.000 militares rusos desplegados junto a la frontera.

Zelenski declaró que Johnson «me ha garantizado el apoyo a la soberanía e independencia de Ucrania». Ambos dirigentes reafirmaron su deseo de «profundizar la asociación estratégica entre Ucrania y el Reino Unido en todas las áreas de interés mutuo». Poco antes de que su avión aterrizara en Kiev, el jefe del Gobierno británico escribió en Twitter que «como amigo y socio democrático, el Reino Unido seguirá defendiendo la soberanía de Ucrania frente a aquellos que buscan destruirla».

Además de Johnson, este martes también visitó Kiev el primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, y el próximo lunes llegarán también los ministros de Exteriores de Francia, Jean-Yves Le Drian, y de Alemania, Annalena Baerbock. Según el jefe de la Diplomacia ucraniana, Dimitro Kuleba, próximamente se trasladará también a la capital ucraniana su homólogo español, José Manuel Albares, a quien ha invitado personalmente. Son ya varios los mandatarios de países occidentales que llevan días pasándose por Kiev en señal de respaldo.

Según Zelenski, Ucrania, Reino Unido y Polonia tienen previsto crear un «eje» europeo de cooperación política. Se había programado que Johnson, y Morawiecki hubieran anunciado este martes el lanzamiento de este nueva agrupación europea, pero Kuleba aseguró que el evento se pospone de momento, ya que la jefa del Foreign Office británico, Liz Truss, no ha podido acompañar a Johnson en su viaje a Ucrania al haber contraído el coronavirus.