Hallan pruebas contra Troya en una caja fuerte de la ferretería

La Guardia Civil ha encontrado en la caja fuerte de la ferretería que se investiga en el caso Brisan recibos que supuestamente probarían que el concejal le estaba vendiendo material al Ayuntamiento y cobrándolo a través de Morales Ravelo, la firma que presuntamente camuflaba el negocio del ex edil.

El Equipo contra el Crimen Organizado (ECO) de la Guardia Civil ha remitido al Juzgado que investiga el caso Brisan documentos que aparentemente demuestran que el ex primer teniente de alcalde de Santa Brígida Luis Troya contrataba como concejal con su propia ferretería la compra de material de obra y lo cobraba a través de las personas con las que se había asociado en el negocio –la entidad Morales Ravelo e hijos–, supuestamente para dar apariencia de legalidad a un negocio que no era compatible con su cargo público.

Según informaron a este periódico fuentes de la investigación, los ECO de la Guardia Civil abrieron el pasado 17 de octubre la caja fuerte que se encontraba en la parte de la ferretería supuestamente perteneciente a Morales Ravelo e Hijos y se encontraron con más de 15 recibos de caja expedidos por Troya para cobrar entrega de mercancía a Morales Ravelo, la mayoría de ellos por valor de 3.000 euros.

Los investigadores consideran que esta documentación acredita que Troya estaba supuestamente lucrándose de la compra de materiales que él mismo encargaba desde el Ayuntamiento.

No obstante, tendrá que ser la autoridad judicial la que determine el valor de las pruebas recabadas por el ECO.