Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este martes 16 de julio
La diputada Mireia Vehí, en el Congreso. RC
La CUP se presentará a las generales por segunda vez consecutiva

La CUP se presentará a las generales por segunda vez consecutiva

En 2019, los anticapitalistas concurrieron por primera vez a unas elecciones al Congreso y obtuvieron 2 escaños

Cristian Reino

Barcelona

Sábado, 10 de junio 2023, 10:54

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

La CUP concurrirá a las generales del 23-J. Las bases de la formación anticapitalista han decidido, en una votación interna, que la formación se presente a las elecciones. Las opciones estaban muy abiertas. La militancia tenía que decantarse entre volver a presentar candidatura, no concurrir y pedir el voto nulo u optar por la abstención. El sí a concurrir en las generales ha recibido el aval del 61% de la militancia, según ha hecho público el partido este sábado. Será la segunda cita de los cuperos en unas generales, en las que se estrenaron hace cuatro años, con dos diputados, Albert Botrán y Mireia Vehí.

Su presencia o no en el Congreso tiene efectos sobre las otras dos formaciones independentistas, que cuando los anticapitalistas no se presentaban concentraban todo el voto nacionalista catalán. Sobre todo ERC, en los últimos tiempos. En abril de 2019, los republicanos cosecharon 15 escaños; en noviembre, tras la repetición electoral, se quedaron en 13. Los dos diputados de diferencia se fueron a la CUP que estrenaba candidatura en las generales.

Hasta 2019, los anticapitalistas nunca habían apostado por tener representación más allá de las instituciones catalanas. La formación asamblearia, que es una amalgama de pequeños partidos radicales de ideología nacionalista y anticapitalista, nació siendo una opción electoral únicamente municipalista. Su primera candidatura en unas autonómicas fue en 2012, coincidiendo con el estallido del 'procés'. En su estreno en las catalanas obtuvo tres escaños. Más tarde, los antisistema fueron decisivos en la política catalana y marcaron el ritmo del 'procés', imponiendo el cese de Mas, el nombramiento de Puigdemont y la celebración del referéndum del 1-O.

La formación independentista, que a diferencia de ERC o EH Bildu votó en contra de la investidura de Pedro Sánchez para «no dar aire a la represión», recibió un fuerte castigo en las elecciones municipales, en las que perdió 40.000 votos respecto a las de 2019. En Barcelona, por ejemplo, no tiene ni un concejal. La caída no fue tan intensa como la de ERC, que se dejó 300.000 votos, pero sí afectó a los anticapitalistas el clima abstencionista que se ha instalado en el independentismo tras el fin del desafío secesionista.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios