Alerta en Canarias ante el bache de las ‘low cost’

09/10/2017

Monarch Airlines, la compañía aérea británica de bajo coste, ha entrado en bancarrota y suspendido todos sus vuelos. Canarias pierde así una aerolínea cuyas conexiones con Manchester, Birminhang o Luton trajeron a esta comunidad a cerca de 500.000 turistas. No es la única. El modelo está en cuestión.

Las Palmas de Gran Canaria

Monarch Airlines no ha sido la única compañía asediada por problemas en los últimos tiempos: Alitalia y Air Berlin –una de las primeras compañías de bajo coste que apostó por el archipiélago y que lideró el mercado alemán durante años–, llevan meses en venta, a un paso de la quiebra.

Canarias también va a notar las consecuencias, este mismo invierno, de la decisión de la irlandesa Ryanair de llevar a cabo una reducción frecuencias y cancelaciones de vuelos desde el 1 de noviembre hasta el 24 de marzo.

En los últimos dos meses del año se quedarán en tierra 25 aeronaves y otras 10 no se utilizarán hasta que termine el calendario. Enel caso de las islas, low cost irlandesa ha cancelado más de 400 operaciones, y ha cancelado además la ruta semanal entre Glasgow y Gran Canaria.

Como resultado de todas estas turbulencias, miles de pasajeros se han quedado en tierra, lo que lleva a preguntarse si está en crisis el actual modelo aéreo, en un entorno en el que una elevada capacidad de vuelos en determinados corredores –con Reino Unido– obliga a las aerolíneas a reducir las tarifas en una batalla por ganar cuota de mercado. Resolver este interrogante es especialmente importante en Canarias, una comunidad en la que las aerolíneas de bajo coste han ido ganado protagonismo en la última década: hasta 2004 cerca de nueve de cada diez pasajeros llegaban al archipiélago en una de estas compañías, y en 2016 trajeron a casi la mitad de los viajeros.

El profesor titular de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) José Ángel Hernández admite que algunas compañías se verán obligadas a reconsiderar su política de precios, y sus costes en general, aunque considera que «no se puede hablar de crisis del modelo de bajo coste». Sobre todo, apunta, porque hay una tendencia hacia la convergencia entre las aerolíneas tradicionales y las conocidas como low cost que hace cada vez más difícil diferenciar unas de otras». Hernández entiende que es probable que esta etapa «convulsa» en el sector aéreo puede dar lugar a una mayor concentración empresarial en Europa, lo que en principio, podría afectar a los precios. Pero el profesor recuerda que en un contexto global de aumento de la demanda de transporte aéreo, el mercado va a seguir siendo muy competitivo. En el caso concreto de Canarias, sí considera que algunas de las rutas menos rentables corren más peligro, pero su impacto en la musculada conectividad aérea canaria «no sería alarmante».

La gerente de Promotur, María Méndez, está convencida de que «el modelo del bajo coste no está agotado». «Estamos viviviendo una etapa de concentración, pero siempre han existido movimientos en este sector», recalca. Un total de 90 compañías operaban en Canarias en 2016 ofreciendo más de 800 rutas. En total, generaron 40 millones de movimientos en los aeropuertos de las Islas, según los datos de Aena. Y este año estaba previsto que se pusieran en marcha este año 90 nuevas rutas.

Alerta en Canarias ante el bache de las ‘low cost’
José María Mañaricua

Presidente de la FEHT de Las Palmas

«El negocio que no adapta sus servicios al mercado cierra, pero no hay crisis»

El presidente de la Federación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Las Palmas, José María Mañaricua descarta sin atisbo de dudas que el modelo de bajo coste esté en crisis. «El sector del transporte aéreo es muy cambiante, y los negocios que no adaptan sus servicios al mercado, cierran. Pero los corredores que dejan, son ocupados por otras compañías», asegura. Mañaricua expone que la quiebra de Monarch es el ejemplo más claro de esta premisa económica: adaptarse o morir. Tampoco cree el representante de los hoteleros que el modelo del bajo coste, el que quiere acaparar volúmenes de clientes rompiendo los precios, tenga los días contados». «Las low cost que han irrumpido en el panorama europeo en los últimos años son triunfadoras. De hecho, su alta competitividad ha expulsado a las aerolíneas tradicionales al largo radio», agrega.

Alerta en Canarias ante el bache de las ‘low cost’
Cristóbal de La Rosa

Viceconsejero de Turismo de Canarias

«Las ‘low cost’ llegan más lejos y a más gente, y esa tendencia se consolidará»

El viceconsejero de Turismo del Gobierno de Canarias reconoce que el sector aéreo está atravesando «un momento convulso» que afecta sobre todo a las aérolíneas de bajo coste. Pero descarta que las liquidaciones de aerolíneas como Monarch Airlines, o las últimas cancelaciones de Ryanair supongan un peligro para la competitividad en el sector aéreo. «Las compañías low cost crecieron muy rápidamente la pasada década, y este modelo, que ha obligado a adaptarse a otras compañías tradicionales, ha permitido al transporte aéreo a llegar a mas sitios y a más gente. Y esa tendencia se va a consolidar en el futuro», considera De la Rosa. El viceconsejero de Turismo opina además que «los precios aéreos van a seguir a precios razonables pese a los últimos movimientos de los operadores». «Influye más el precio del petróleo», concluye.