EP

640.000 personas siguen en ERTE, unas 300.000 menos que en febrero

El Gobierno calcula que la tasa de paro recuperará el nivel precrisis en 2022 (14,1%) y en 2024 bajará al 12,7%

Edurne Martínez
EDURNE MARTÍNEZ Madrid

Los ERTE han sido el mecanismo más alabado por los sindicatos y empresarios para el mantenimiento del empleo, una herramienta que finaliza en un mes (31 de mayo) pero que está prevista su extensión, como mínimo, hasta después del verano. Y es que sigue siendo clave para muchos trabajadores españoles que han sido más afectados por la crisis. A día de hoy, 640.000 personas siguen en ERTE en España, una cifra que ha ido bajando progresivamente a medida que se han ido flexibilizando las restricciones de la pandemia.

Así lo confirmó este viernes la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en una rueda de prensa en la que presentó el Plan de Estabilidad que esta misma tarde remitirán a Bruselas. Montero aseguró que a principios de abril eran 650.000 personas las que aún estaban en ERTE, 320.000 personas menos que en el pico de la tercera ola, cuando en febrero llegaron a estar en ERTE 970.000 empleados. «Un 80% de los trabajadores que estuvieron en ERTE en el máximo de la crisis ya se han reincorporado», explicó la ministra.

Asimismo, Montero aseguró que la economía ha demostrado su «vigorosa capacidad» cuando la situación sanitaria mejora, como se puso de manifiesto en el verano del año pasado. Así, sus previsiones de paro son optimistas, con una recuperación del nivel precrisis ya en 2022, con el 14,1% a final de ese año, la misma con la que cerró 2019.

Para este año prevén un 15,2% de paro, tres décimas por debajo de la de 2020. Y con las vistas más a largo plazo, el Gobierno estima un 13,2% de desempleo en 2023 y una reducción hasta el 12,7% en 2024. Por tanto, desde el Ejecutivo no plantean ningún efecto en la finalización de los ERTE, ya que aseguran que la recuperación económica permitirá «reabsorber» a las cientos de miles de personas que aún siguen bajo este mecanismo.