El número de personas en teletrabajo se ha estancado en las islas y está por debajo de la media nacional. / C7

El teletrabajo se estanca en las islas con la vuelta a la normalidad

En 2021 se ha mantenido la cifra de personas que trabajan desde casa en el archipiélago mientras que en otras regiones la tendencia sigue al alza

Silvia Fernández
SILVIA FERNÁNDEZ Las Palmas de Gran Canaria

Tras dos años de pandemia y con la vuelta a la normalidad y el fin de las restricciones, el teletrabajo se ha estancado en Canarias. Actualmente solo uno de cada diez trabajadores en las islas trabaja, al menos ocasionalmente, desde casa. En total se trata de 103.180 personas, el 11,1% del total de ocupados en el archipiélago, que en diciembre del 2021 ascendían a 938.000, según los datos del Monitor Adecco de Oportunidades y Satisfacción en el Empleo que elabora el Adecco Group Institute.

El teletrabajo aumentó con fuerza en las islas en 2020, más de un 66% en el último trimestre, por la necesidad de las empresas de mandar a sus empleados a casa por la covid pero ahora que la pandemia va camino de convertirse en endemia y desaparecen las restricciones, las compañías vuelven a preferir que los trabajadores regresen a la oficina. A lo largo de todo 2021 se ha reducido progresivamente el número de teletrabajadores en las islas hasta colocarse en el 11,1%. A nivel nacional sube el número de teletrabajadores en seis regiones: Pais Vasco (25,9%); Comunidad Valenciana (24,7%); Aragón (12,8%); Galicia (10,8%), Extremadura (7,7%) y Andalucía (1,4%).

El ratio canario es inferior al nacional, donde el 14,4% de los empleados trabajan desde casa. En cifras absolutas se trata de 2,74 millones de personas.

El director de Adecco Group Institute, Javier Blasco, achaca ese menor peso del teletrabajo en las islas a la propia estructura productiva de las islas, donde impera el sector servicios. «Existe sin duda una correlación entre la mayor penetración del teletrabajo y aquellos territorios con fuerte presencia e organizaciones del sector de oficinas, tecnológicas y sedes de grandes empresas y multinacionales, frente a otras comunidades autónomas con mayor representación de sectores con menores posibilidades de trabajo en remoto como pueden ser el industrial, la agricultura o la hostelería», indica.

De hecho, son las regiones de Madrid y Cataluña las que tienen un mayor número de teletrabajadores, al acaparar ambas el 46% del total. Madrid es la líder, con el 24,3%.

El peso del sector público en Canarias es otra de las razones que explica la menor consolidación del teletrabajo en las islas. Como añade Blasco, entre las administraciones públicas se ha consolidado menos el empleo en remoto frente a las empresas privadas, algo que se ha dejado sentir más tras haberse congelado la entrada en vigor del decreto que regula el teletrabajo entre los funcionarios.

Canarias se encuentra actualmente en mejor posición que la tenía en 2019, cuando solo un 6% de los ocupados isleños trabajaba desde casa, pero en los próximos meses no se prevé que siga creciendo el teletrabajo en las islas. De hecho, en los últimos tres trimestres se han producido descensos.

El estudio de Adecco recoge también un aumento de la jornada parcial en Canarias de un 23% en el cuarto trimestre de 2021 y en tasa interanual mientras que en el conjunto del Estado se produce un retroceso. A nivel nacional se han perdido en los últimos doce meses 61.100 puestos de trabajo y se han creado 901.700 a tiempo completo.

P ese al aumento en las islas de los trabajadores a tiempo parcial sigue siendo la comunidad canaria una de las regiones con menos número de trabajadores con esta jornada, al representar el 12,6%. Navarra es la región con mayor tasa, en un 15,7%.

El número de ocupados a tiempo parcial disminuyó en el cuarto trimestre del año en siete autonomías, al mismo tiempo que en todas las regiones aumentó el empleo a tiempo completo. Los mayores descensos fueron en Baleares (18,2%), Cataluña (10,9%) y Asturias (10,3%). Además de en Canarias sube también con fuerza este tipo de jornada en Aragón, con un alza del 29%.