La consejera de Turismo de Canarias, Yaiza Castilla.

La oferta de plazas aéreas en las islas crece un 4% respecto a antes de la pandemia

Esta subida ha sido posible gracias a las subvenciones impulsadas por el Ejecutivo regional.

EUROPAPRESS Las Palmas de Gran Canaria

Así, a través de la empresa pública Turismo de Islas Canarias, se destinó 3.550.000 euros, 1,4 millones más de lo previsto inicialmente, a 23 compañías aéreas que operaron vuelos nacionales, con la Unión Europea y con terceros países del entorno con destino al archipiélago en octubre y noviembre del año pasado.

Al respecto, la consejera del área, Yaiza Castilla, ha dicho que este incremento de las plazas «confirma el relevante papel que juega este sistema de subvenciones, que son necesarias para garantizar la rentabilidad de las rutas con Canarias, compensar la desventaja de las islas en la captación de tráfico aéreo y fomentar así la llegada de turistas nacionales e internacionales».

En total, las aerolíneas operaron 3.040.711 plazas hacia las islas en octubre y noviembre de 2021, 125.000 más que en el mismo periodo de 2019, en época prepandemia, cuando las compañías ofertaron 2.914.182 asientos al archipiélago.

Por su parte, la cantidad total subvencionada por aerolínea se calculó según los incentivos por plaza de vuelo operada, que podían ser de hasta seis euros en el caso de vuelos comerciales internacionales y de hasta tres euros en el caso de vuelos comerciales nacionales. El umbral máximo que cada compañía pudo obtener en el marco de esta subvención se marcó en los 300.000 euros.

Esta última convocatoria de subvenciones se sumó a dos anteriores enmarcadas también en el contexto de la pandemia, la primera de ellas aprobada en noviembre de 2020 y valorada en casi un millón de euros, y la segunda centrada en los meses de abril y mayo por un valor de 500.000 euros.

De esta manera, la consejera insistió en la necesidad de arbitrar mecanismos que compensen la desventaja competitiva vía precios de Canarias por la lejanía frente a otros destinos competidores del área del Mediterráneo, garantizando que la conectividad sea la que precisan las islas.

«Con estas actuaciones logramos aumentar la rentabilidad de las rutas aéreas hacia Canarias, en un contexto complicado en el que las restricciones de movilidad causadas por la pandemia han provocado el mayor parón de la historia en la industria aérea, causando grandes pérdidas que todavía no han sido subsanadas«, concluyó Castilla.