Las gasolineras estrenan nuevo etiquetado para los carburantes

12/10/2018

Aunque parezca confuso no hay motivos de preocupación, los nombres de siempre -gasoil y gasolina- se mantendrán y convivirán con los nuevos códigos. La gasolina será ‘E’ y el diésel, la ‘B’ .

Un nuevo etiquetado entra en vigor este viernes en las gasolineras de toda la Unión Europea y otros países del continente -Islandia, Liechtenstein, Macedonia, Noruega, Serbia, Suiza y Turquía para distinguir a los distintos combustibles. La modificación da cumplimiento a la nueva directiva 2014/94/UE y que pretende armonizar y unificar los etiquetados para que todo ciudadano de la Unión Europea conozca estos códigos y pueda repostar sin problema en todos los países.

Aunque de entrada el cambio puede parecer confuso porque a partir de hoy entran nuevos códigos -E, B, H2, CNG y LPG- acompañados de números y formas, no hay motivo para preocuparse ya que, como se muestra en la foto, los surtidores seguirán identificando el producto como hasta ahora y el nuevo código aparecerá en pequeño.

Nuevos códigos

De hecho, son muchas las estaciones de servicio del archipiélago que llevan días con las nuevas etiquetas instaladas y conviviendo con las anteriores y solo unos pocos consumidores han preguntado por el significado de esa nomenclatura. «En algunas gasolineras lleva más de una semana puesto y muy poca gente ha preguntado. Casi nadie se ha dado cuenta», asegura el presidente de la Asociación de Estaciones de Servicio de Las Palmas, José Jorge Artiles.

Según indica, «el nuevo código europeo aporta más información al consumidor sobre el producto que compra y permite a los extranjeros que llegan a Canarias llenar el tanque de su depósito sin complicaciones pero ni modifica ni cambia lo que había», apunta Artiles.

Trece nuevas

Según informa RACE, a partir de este viernes entran en vigor trece nuevas etiquetas que incluyen además de la gasolina y el diésel, los biocombustibles, gas natural, gases licuados de petróleo, hidrógeno y sus mezclas, entre otros.

Así, por ejemplo, la gasolina aparece identificada con la letra E en una etiqueta con un círculo. Y habrá tres tipos: E5, E10 y E85, que hace referencia del porcentaje de etanol en el combustible. Según RACE, la etiqueta E5 hace referencia a los vehículos que aceptan octanaje 95 con mezcla de 5% de etanol y 95% de gasolina. La etiqueta E10 está destinada a vehículos que aceptan 10% de etanol y 90% de gasolina, mientras que la E85 es 85% de etanol y 15% de gasolina.

La B y el XTL es para el diésel, que irá enmarcada en una etiqueta cuadrada. La B7 va destinado a vehículos que aceptan combustible en el que el 7% es biodiesel mezclado con diésel, mientras que en el caso de la etiqueta B10, el 10% de la mezcla es biodiesel. XTL hace referencia al diésel sintético. Según RACE, los combustibles gaseosos se identifican con la figura del rombo y con las siglas de su denominación en inglés. En el caso del hidrógeno es H2, del gas licuado de petróleo es LPG, del gas natural comprimido es CNG y del gas natural licuado, LNG.

La nueva nomenclatura aparecerá también en los vehículos comercializados o matriculados por primera vez a partir hoy, cerca del tapón de llenado o en la tapa del depósito.