Efe

Hacienda regularizó 112 multinacionales aflorando casi 5.600 millones, un 81% más

La Agencia Tributaria liquidó 540 millones de euros de deuda perteneciente a cerca de 1.100 contribuyentes con grandes patrimonios, un 24% más que el año anterior

Edurne Martínez
EDURNE MARTÍNEZ Madrid

La Agencia Tributaria (AEAT) nunca había regularizado la situación fiscal de tantas grandes empresas multinacionales en el extranjero ni había obtenido tanto rédito por ello. El informe publicado este jueves por el Ministerio de Hacienda correspondiente al año 2021 indica que la AEAT regularizó las bases imponibles de 112 compañías internacionales aflorando un total de 5.578 millones de euros, un 81% más que los poco más de 3.000 millones conseguidos en 2020.

Hacienda realizó para ello 112 comprobaciones de la fiscalidad internacional de grandes empresas, frente a las 82 de 2020, según el informe de memoria de actuaciones inspectoras referente a 2021.

En cuanto a los contribuyentes con grandes patrimonios, la oficina fiscal identificó y liquidó un total de 540 millones de euros de deuda pendiente en 2021, un 23,6% más, en un total de 1.165 expedientes, un 57% más que el año anterior. Algunos de ellos obtenidos a través de la herramienta basada en el análisis 'big data' para la detección de falsos no residentes con patrimonios relevantes, que ha llevado a liquidar 24,5 millones de euros a 69 personas que estaban «artificialmente localizadas» en casi una treintena de países y para los que se ha determinado que realmente tenían residencia efectiva en España.

Además, la Agencia Tributaria afloró casi 5.000 millones de grandes contribuyentes tras revisar las bases imponibles negativas que se habían declarado. «Se trata de actuaciones muy relevantes que, si bien no computan en los resultados de control, al no suponer ingreso ni minoración de devoluciones, resultan de una gran trascendencia para ensanchar bases imponibles futuras y elevar la recaudación», señaló la AEAT en el informe.

Se actuó sobre la economía sumergida, con 36.600 actuaciones de control sobre grandes empresas, grandes patrimonios, abusos societarios y economía sumergida, un 24% más. De esta forma, se obtuvieron 14.956 millones de euros. En total se realizaron 1,8 millones de inspecciones durante el año pasado, lo que supone un incremento de más del 10% sobre 2020 y un 9% sobre 2019, superando así las cifras prepandemia. En concreto, se llevaron a cabo 26.989 actuaciones sobre grandes empresas, multinacionales y grupos societarios, un 24,2% más; 2.899 de análisis patrimonial y societario (+38,2%); 5.317 en relación con la ocultación de actividad y el abuso de las formas societarias (+22,3%). La cifra se completa con 1.394 actuaciones que han permitido aflorar ventas ocultas en el marco del control de actividades económicas.