La luz, disparada de nuevo con la excepción ibérica a niveles de abril

El precio final supera los 258 euros/MWh, un 15% más que hoy, mientras Competencia vigila la aplicación del mecanismo al tope del gas

José María Camarero
JOSÉ MARÍA CAMARERO Madrid

Nuevo alza del precio de la luz en la segunda jornada de la excepcionalidad ibérica que permite topar el precio del gas. El coste de producción de la electricidad sube para este jueves hasta los 170 euros/MWh, lo que supone cinco euros más que hoy, un 3% de alza, según los datos de OMIE. A esta referencia hay que sumar, con el nuevo sistema, el ajuste para compensar a las centrales de gas. Esa cuantía se eleva a 88 euros/MWh, lo que implica un precio total para este jueves de 258 euros/MWh.

Se trata de la referencia eléctrica más elevada desde finales de abril. Esa compensación fue ayer de 59 euros/MWh más, lo que llevó el coste a 224 euros/MWh.

El alza de precios experimentada por la subida de la luz con la aplicación de la excepción ibérica ya tiene una consecuencia entre los organismos que vigilan el mercado energético español. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) está supervisando la correcta aplicación del nuevo mecanismo después de que el precio final de la luz apenas bajara un 6% frente a las previsiones iniciales del Gobierno.

Fuentes del organismo confirman a este diario esta especial vigilancia de un mercado condicionado por las grandes compañías, que controlan la generación de la luz en todos sus extremos (ciclos combinados, hidroeléctricas, nucleares, eólicas y solares). También lo está haciendo OMIE, el operador del mercado eléctrico donde se fijan los precios del 'pool' diariamente.

Esta misma mañana, la vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica, ha instado «no quemar de antemano» el mecanismo ibérico que topa el precio del gas por el hecho de que el precio de la electricidad en el mercado mayorista no haya bajado tanto como se esperaba. También subrayado que el precio de la luz no sólo depende de la regulación, también del precio del gas en los mercados internacionales, de las temperaturas y de la demanda, que ahora mismo está siendo muy elevada por la ola de calor.

El primer día de la aplicación de la excepción ibérica, los consumidores se llevaron una desagradable sorpresa: el coste final que pagarán por la electricidad en esta jornada de estreno en el tope al gas ha resultado perjudicado por la tormenta perfecta de factores que finalmente no han conseguido recortar el precio al nivel que el Gobierno preveía. El 'pool' diario sí se ha reducido para este miércoles hasta los 164 euros/MWh, un 23% con respecto al precio del mercado del martes. Pero la obligación de añadir a ese precio ajustes para compensar a las compañías que generan luz con ciclos combinados de gas frente al coste real de esta materia prima ha desbordado todas las previsiones. El coste total supera los 224 euros/MWh para este miércoles, superior en 10 euros/MWh a los 214 euros/MWh del martes, cuando aún no se aplicaba el tope.

La explicación tiene su aquél. Y a partir de ahora así será diariamente durante los próximos doce meses. Veamos: la subasta diaria de electricidad se saldó con un precio medio de la luz para este miércoles de 164 euros/MWh, casi 50 euros menos que el martes. Ahí sí ha hecho efecto el tope al gas: un límite de su precio de 40 euros/MWh frente a los 80 euros/MWh que cuesta esta materia prima este día.

Sin embargo, a esa referencia es necesario añadirle la compensación que todos los consumidores -los primeros, los del mercado regulado- tienen que hacerle a las compañías que usan gas para producir electricidad en las centrales de ciclo combinado. Y ese coste se ha fijado este miércoles de 59 euros/Mwh. Para mañana jueves, se encuentra en 88 euros/Mwh. Cada día irá cambiando esta referencia en función de la situación del mercado eléctrico.

Desde Transición Ecológica admiten que, justo este martes, el cúmulo de circunstancias que han confluido no han permitido visualizar los beneficios del tope al gas. Y apuntan que habría que saber qué precio habría sido el final sin esa limitación, calculado en unos 240 euros/MWh. Es decir, sus estimaciones consideran que con todo se ha conseguido rebajar en unos 16 euros/MWh en el estreno de la 'excepción ibérica'.

Pero, ¿cuál es esa tormenta perfecta? Por una parte, la elevada ola de calor que está sufriendo la mayor parte de la Península Ibérica estos días, con temperaturas extremas que superan los 40º en muchas regiones y que han elevado la demanda hasta cerca de los 40.000 Mw por la activación de aires acondicionados y otros aparatos refrigeradores. En este contexto, las centrales de ciclo combinado de gas han irrumpido ante la necesidad de cubrir toda esa demanda y han llegado a representar un 40% de toda la producción de electricidad. Se trata de un récord para esta tecnología, que, de media, aporta un 17% durante este año.

A partir de este miércoles mismo habrá que analizar cuál es la evolución tanto del 'pool' diario como del ajuste necesario -se establecerá una cuantía también diaria- para determinar el precio de la luz que paguen los consumidores del mercado regulado.