Bloqueo masivo de las cuentas bancarias de ciudadanos chinos

09/02/2019

El BBVA congela de la noche a la mañana los depósitos de asiáticos en cumplimiento de la Ley Antiblanqueo de Capitales. El colectivo se queja de la falta de explicaciones y del perjuicio a sus negocios al no poder disponer del dinero

Ciudadanos chinos con cuentas en el BBVA han sufrido en los últimos días el bloqueo absoluto de sus cuentas bancarias, lo que les impide hacer cualquier tipo de operación, sea ingresar, sacar dinero, proceder a pagos o realizar transferencias. Fuentes del sector aseguran que el procedimiento iniciado por el BBVA no es exclusivo de esta entidad y que otras, como el Santander, lo han aplicado en distintos momentos en cumplimiento de la Ley 10/2010 de Prevención de Blanqueo de Capitales. Si bien, como señalan algunos afectados de la comunidad china en Canarias, nunca antes se había producido «de forma masiva», de golpe y sin previo aviso.

La situación está provocando un grave perjuicio a un colectivo integrado por muchos autónomos con negocio propio y que deben hacer frente a numerosos pagos: luz, agua, alquileres, sueldos... Según relatan algunos afectados, la entidad empezó hace unos días a bloquear todas las cuentas «sin avisar».

Los ciudadanos chinos se enteraron de la paralización de sus cuentas en el propio cajero, cuando procedían a sacar dinero; en el banco tras acudir a hacer una gestión o con un mensaje tras acceder a la aplicación móvil de la entidad.

«De repente te encontrabas con el mensaje de que no podías sacar dinero y de que te dirigieras a la oficina», indica uno de los afectados que trabaja en un bazar de la capital grancanaria y que sufrió el bloqueo hace tres días. En la entidad, se obliga a completar un formulario y aportar numerosa documentación. Entre otras cosas, el certificado de residente, la nómina, la declaración de la renta y la copia del modelo 036 en el caso de los autónomos y las pymes. «En el banco me preguntaron de dónde procedía el dinero y cuántos movimientos hacía en un mes », indica este joven chino, que tras presentar toda la documentación ayer aún esperaba al desbloqueo.

En el mejor de los casos, la cuenta vuelve a estar operativa en 48 ó 72 horas, si bien, algunos de los afectados aseguran que llevan más de diez días esperando a que se descongelen sus cuentas. Es el caso de la propietaria de un restaurante de la zona puerto y que ayer se mostraba muy preocupada. «Tengo que hacer pagos y no se cómo si no puedo tocar mi dinero», manifestaba. Fuentes cercanas aseguran que las oficinas del BBVA de las islas llevan días atendiendo reclamaciones de afectados.

Malestar en la comunidad china por algo que entienden «racista»

Distintos ciudadanos chinos afectados por el bloqueo de sus cuentas critican la forma en la que se ha llevado a cabo este procedimiento. «No vemos que en el caso de los españoles las cosas se hagan de esta forma. Lo normal es avisar con antelación y se nos pida la documentación con una fecha límite. Si no se cumple se bloquea pero no así, de repente», indicaba ayer el dueño de un local comercial de la ciudad, quien se quejaba de la falta de explicaciones por parte de la entidad.

«El banco no cuenta nada. Dicen que son instrucciones de los superiores, que la cosa viene de Madrid pero nada más», indica este empresario que lleva más de 15 años viviendo y trabajando en España. «Si tuviera una explicación lógica... Pero esto parece irreal. No es razonable. Es racista, solo a nosotros», indica.

Una joven china dependienta de un bazar señalaba ayer contenta que su cuenta había sido por fin desbloqueada tras varios días sin poder acceder al dinero. «A las personas que tienen cuentas con otros bancos les da más igual pero si solo tienes una es complicado», indicaba.

El sector afirma que cumple con la legislación

Todas las nacionalidades

Actualización de datos

El proceso de identificación de los titulares de las cuentas bancarias comenzó hace más de ocho años, después de que se publicara la Ley 10/2010 Antiblanqueo de Capitales el 28 de Abril de 2010. Según fuentes del sector se aplica sobre todas las nacionalidades, si bien, en esta ocasión el BBVA se ha centrado en el colectivo asiático para hacer una actualización de los datos. «BBVA lleva cumpliendo la normativa desde que se aprobó pero se trata de revisar la documentación. Cada cierto tiempo se actualiza y se solicitan nuevos datos a los clientes. Esto es algo que afecta a todo el sector», indicaron ayer fuentes financieras.

Obligación de bloquear

Contra el blanqueo de capitales

Fuentes vinculadas al sector señalan que la actuación de las entidades «no es caprichosa» y que este tipo de actuaciones se acometen en cumplimiento con la legislación en vigor y siguiendo las instrucciones del Servicio de Prevención de Blanqueo de Capitales e Infracciones Monetarias (Sepblac). «Si la documentación que está en nuestras manos es incompleta tenemos la obligación de bloquear la cuenta hasta que se entregue y se aclaren todos los datos. En ese momento la cuenta vuelve a estar operativa sin problema», indican estas fuentes.

La banca en el punto de mira

Investigación abierta

Distintas fuentes consultadas aseguran que las entidades están obligadas a vigilar y controlar las cuentas que tienen para evitar que se utilice el sistema financiero para blanquear el dinero proveniente de actividades delictivas. En caso de no hacerlo podrían incurrir incluso en un delito de blanqueo de capitales. Precisamente hace dos semanas, el 23 de enero, el diario El Confidencial publicó una información que recogía que la Audiencia Nacional había abierto una investigación a ING, CaixaBank e Ibercaja por no haber realizado un «examen especial» sobre la operativa realizada por un chiringuito financiero que presuntamente utilizaba las tres entidades para blanquear dinero procedente de actividades delictivas. La investigación está abierta.