Fútbol: Segunda División

Las primeras rotaciones de Jiménez

10/09/2018

Las Palmas hará muchos cambios ante el Rayo Majadahonda el jueves en la Copa del Rey. El técnico no quiere exprimir a la plantilla y aprovechará la ocasión para darle una oportunidad a los menos habituales.

En la Copa del Rey, ante el Rayo Majadahonda, Manolo Jiménez hará rotaciones por primera vez. El entrenador amarillo aprovechará esta competición para dar minutos a los menos habituales y mantener a toda la plantilla enchufada, con la esperanza de que el nivel del equipo no se resienta con los actores secundarios sobre el ruedo.

Contar con una plantilla tan profunda, completa y equilibrada es un privilegio para cualquier entrenador, pero también hay que tener habilidad a la hora de gestionarla y que jugadores de enjundia no caigan en la desmotivación al no sentirse tan importantes o protagonistas. Por eso es tan importante la Copa del Rey para Manolo Jiménez. Una competición que arranca el próximo jueves para Las Palmas, día en el que recibirá al Rayo Majadahonda como estreno en el torneo del KO. En este compromiso, el técnico amarillo aprovechará para realizar rotaciones por primera vez en lo que va de temporada. Ya en su día dijo que la Copa es muy importante, pero que en ningún caso iba a exprimir la plantilla y cargar en exceso de minutos a los actores principales, lo que podría comprometer el objetivo principal del ascenso.

Nauzet Pérez, Parras y Deivid, inéditos hasta la fecha, apuntan al once

Por ello, el jueves la UD presentará un once totalmente diferente al visto hasta ahora. Muchos cambios con respecto a las primeras cuatro jornadas y el debut de futbolistas como Nauzet Pérez, Deivid y Parras, únicos jugadores, junto a Araujo, que todavía no se han estrenado en lo que va de curso. También tendrán muchas opciones de ser titulares aquellos que no lo fueron el pasado viernes ante el Nástic. Dani Castellano, Mantovani, Christian Rivera, Javi Castellano, Blum, Sacko, Momo y Pekhart podrían conformar perfectamente, junto a los nombrados anteriormente, el once con el que la UD juegue su primer partido de Copa.

Pero estos profundos cambios no deben llevan al equívoco de pensar que se está tirando o restando importancia a la Copa. Todo lo contrario. Este es un torneo muy importante para el club y se tiene como capital para dar cabida a los 24 jugadores que conforman el plantel actual. Además, el hecho de jugar en casa ante uno de los equipos más modestos de la categoría, otorga más presión a un representativo al que no se le admitiría caer eliminado a las primeras de cambio y frente a un recién ascendido como el Rayo Majadahonda. La honra también está en juego y el emparejamiento no permite un tropiezo. Y menos aún al ser a partido único.

Será, por lo tanto, una ocasión perfecta para que los no habituales den un paso adelante, se reivindiquen y tiren abajo la puerta de Jiménez. Con la profunda transformación de la plantilla y con el curso todavía comenzando, el técnico de Arahal sigue confeccionando su once tipo, por lo que, con la dura competencia existente, oportunidades como estas no deben desaprovecharse para hacerse un hueco.