Pepe Mel, técnio de la UD Las Paamas. / C7

Mel admite que la UD se juega «más de tres puntos» este fin de semana

El partido ante el Cartagena supone «incertidumbre o tranquilidad»

Ignacio S. Acedo
IGNACIO S. ACEDO Las Palmas de Gran Canaria

El entrenador de la UD Las Palmas, Pepe Mel, reconoció hoy, en una entrevista concedida a CANARIAS7, y que mañana se publicará en su totalidad en la edición impresa, que el partido de la próxima jornada del equipo frente al Cartagena pone en juego «más de tres puntos» por la crisis de resultados que se vive tras encadenar tres derrotas consecutivas.

«Sí. Entiendo que es un partido muy importante y que así debo contagiárselo a los jugadores. Sabemos que nos hemos metido en un problema y ahora, por el calendario, recibimos a un rival que marca una frontera, la del descenso a Segunda B, en la que nunca debemos estar. Es meternos en la incertidumbre o ganar en tranquilidad. Todo pasa por este partido. Así funciona el fútbol profesional. Estamos todos implicados, yo desde mi posición, por supuesto. Y también los jugadores. Debemos responder y sacar la cabeza. Lo hemos hecho antes y debemos volverlo a hacer. Hay que cortar la dinámica. Y este encuentro es muy importante. Por mucho trabajo y esfuerzo que hagas, todo pasa por ganar. Así de lógico y justo y, a la vez, de ilógico e injusto. Fútbol«, expuso.

Mel también alude a su experiencia para afrontar este momento trascendente desde la confianza: «Lo llevo normal. Las he visto de todos los colores en el fútbol. Muchos años en el Rayo, Betis, en el Deportivo, en Inglaterra... Lo más importante es mantener la tranquilidad y la confianza. Sé que tengo una plantilla muy joven, muchos jugadores que no tienen experiencia en la categoría. Y mi labor es la de reforzarles, hacerles ver que están capacitados y que lo van a conseguir«.

Además, no regateó la autocrítica: «Yo tengo toda la autocrítica del mundo. Tienes que asumir lo que ocurre, replantearte decisiones, buscar soluciones. Porque aunque los errores siempre parten de lo individual, el responsable del grupo es el entrenador, en este caso, yo. Y no escondo la cabeza. Sé leer estas situaciones, es la ventaja que tiene la experiencia que ya llevo acumulada como entrenador. Los errores se corrigen trabajando. Puedes hablar todo lo que puedas, pero lo que cuenta siempre es la práctica, pues es lo que te va a llevar a mejorar. Si no actúas, todo queda en nada. Es básico que los futbolistas crean en lo que les dices, que detecten que sabes de lo que estás hablando. Y, como decía antes, la experiencia es lo que te permite hacerlo. Tengo esa ventaja. Fui jugador y llego veinte años como entrenador en categoría profesional. Las broncas pueden funcionar en un momento dado. Pero lo que es más importante es generar seguridad, en convencer desde los argumentos y el trabajo más allá de un grito. Es así como creo que se puede revertir una situación como la que estamos viviendo«.

Lea este jueves la entrevista completa en CANARIAS7