Masters 1.000 de París

La inactividad puede con Nadal

El balear cae en su debut en París-Bercy y se queda prácticamente sin posibilidades de ser número uno a final de año

ENRIC GARDINER Madrid

No fue un regreso feliz para Rafael Nadal en París-Bercy. El balear prometía una buena noche en la capital gala, cuando gozó de set y 'break' a favor en su debut de este miércoles, pero el estadounidense Tommy Paul sofocó al español y le derrotó por 3-6, 7-6 y 6-1 al borde de la medianoche en París.

Nadal estuvo oxidado y falto de ritmo en ocasiones, como es lógico tras dos meses fuera y el momento personal que ha atravesado, con el nacimiento de su hijo hace apenas unas semanas. Pero, pese a la inactividad, dio un nivel aceptable y que le colocó en posición para ganar el encuentro durante prácticamente dos sets. Sin embargo, el sudor agarrotó al balear, que terminó reventado y superado por un Paul que estuvo muy certero con su nivel de agresividad y que conectó 30 golpes ganadores.

Antes del triste desenlace, Nadal coqueteó con el triunfo. Remontó el primer set con un parcial de 5-1 y se lo apuntó por 6-3 tras 40 minutos de pelea bajo el techo del Accor Arena. Parecía que lo tenía en la mano el de Manacor, que nada más arrancar el segundo set se colocó con 2-1 arriba y servicio a favor. Era el momento de rematar, pero Paul, íntimo de Nick Kyrgios y amigo también de cierta anarquía, empezó a soltar el brazo y no permitió que Nadal se despegara. Tras ese 'break' a favor del español, el partido comenzó a varias su rumbo.

Nadal no volvería a disfrutar de una pelota de rotura en todo el set y Paul cada vez estaba mejor, hasta el punto de tener un punto de set en el décimo juego y forzar un 'tie break', en el que comenzó el declive del manacorense.

Paul no entrego nada, se hizo con el desempate y el encuentro terminó. El americano solo cedió un juego en un tercer set que apenas superó la media hora de duración y en el que Nadal no estuvo cómodo y sí empapado en sudor.

Le pasó factura el tiempo fuera y con esta derrota en segunda ronda de París-Bercy, Carlos Alcaraz, que sigue vivo en el torneo, amplia la diferencia en el ránking a 1.100 puntos. Nadal ya solo podrá sumar 1.500 en lo que queda de temporada y para ello tendrá que ganar invicto las Finales ATP de Turin, un torneo que nunca ha conquistado en su carrera deportiva.

Esta será la última parada en la temporada del balear, que no disputará la Copa Davis y que disfrutará de unas exhibiciones en Sudamérica con Casper Ruud para echar el telón al curso.